Machete en mano, amenazaba a su esposa en plena calle

Cabo San Lucas, B.C.S. Con golpes e insultos, Domingo Gil Callejas pretendía tener la última palabra en una banquetera discusión que sostenía con su cónyuge Esthela Bustos León, la mañana del domingo en la sanluqueña colonia Invasión Cactus, drama familiar que cobró visos de tragedia cuando el oaxaqueño albañil de 38 años de edad, blandió filoso machete frente a su media naranja.

La damita, guerrerense de origen, entró en una crisis nerviosa ante los insultos, golpes y amenazas de su pareja, quien amenazadoramente lanzaba tajos al aire con su filoso machete, hasta la llegada de agentes municipales australes, quienes utilizando su arsenal de técnicas de sometimiento, lograron reducir y desarmar al maestro de la cuchara y la plomada.

Esthela, ama de casa de 38 años de edad, con voz casi inaudible y entrecortada por el llanto, narró a los polimunicipales su constante  calvario al lado de Domingo, quien desde hace tiempo que no cesa de amenazarla y agredirla físicamente, llegando al extremo de advertirle que si osa levantar denuncia “la pagaría muy caro”.

Sin embargo, la damita, sintiendo el apoyo de los elementos policiacos, se atrevió a señalar a su torturador y pedir el confinamiento para Domingo, asegurando que pasaría ante el representante social a levantar la correspondiente denuncia.

Con todo esto en contra, Domingo Gil fue asegurado por los uniformados y trasladado hasta los separos de la corporación donde quedó ingresado bajo boleta de correccional número 25618.

Responder

Tu e-mail no seá publicado.