Por eso las tiró en el baño de un supermercado

Odiaba hasta las cenizas de su mujer
cenizas
 Un hombre de 68 años tiró las cenizas de su difunta mujer al inodoro de un supermercado

Tokio.- Un hombre de 68 años tiró las cenizas de su difunta mujer al inodoro de un supermercado argumentado que le hizo la vida «muy difícil».

El marido se entregó a la policía, señala el periódico Yomiuri Shimbun, el cual investigaba la aparición de restos de huesos, entre ellos los que se encontraba un mentón dentro de un inodoro de un supermercado de Tokio.

El marido señaló que a lo largo de los años, la relación se deterioró a extremos inusitados: «Mi odio hacia ella era cada vez mayor (…) la vida era muy difícil antes de su fallecimiento».

La mujer falleció a los 64 años y fue incinerada, sin embargo, su marido decidió de las cenizas tras la cremación.

La fiscalía japonesa acusa al hombre por abandono de restos mortales debido a que las cenizas humanas sólo pueden ser dispersadas en lugares autorizados.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments