Para no hacérselas larga, aquí está el origen del popular meme.

Se aclara la historia del Negro del Whatsapp

La Paz, Baja California Sur.- Quién no recibió en el Whatsapp, por lo menos una vez, a partir las postrimerías del 2015, la imagen de un hombre de color con unos atributos viriles que habrían hecho sonrojar al mismísimo John Holmes, y que no tardó en hacerse viral y convertir a su protagonista, el “negro de WhatsApp” como se le comenzó a conocer a falta de nombre de pila, en quizá, el mayor meme que ha dado la cultura de las redes sociales en varios países, México incluido.

Un hombre de color, de gorrita a cuadros, enfundado en una camiseta verde, con una toalla azul rodeándole el cuello (como si su outfit fuera lo que lo ha inmortalizado) mostraba un miembro viril que le llegaba a la rodilla.

La duda surgía inmediatamente: o la madre natura había sido generosa en extremo con el “negro” o el estiramiento de los pixeles había alcanzado niveles de maestría gracias al Photoshop.

Más de uno quiso despejar la incógnita, y como no falta quien, sobrado de tiempo y excedido de habilidades investigatorias que ya desearían en la FGR, se dispuso a desvelar la identidad del “Negro de Whatsapp”.

Para no hacerla más larga, el resultado de las pesquisas echó por tierra las primeras y aventuradas hipótesis: que si se trataba de un tal John Umweto, de Sudáfrica o de Paul Dobbery, un cajero londinense nacido en Ghana, ninguna de estas afirmaciones es verdadera.

Lo que si es cierto, es que la fotografía que a miles llegó vía WhatsApp en forma de meme, tuvo su origen en el  portal MonsterCockLand, un foro de fans de macropenes, donde la imagen fue subida por vez primera, el 5 de octubre de 2014 por un usuario con el nick Aquastorm427 con residencia en NY.

Hasta ahí la historia detrás del mito se va aclarando.

Pero la imagen del “Negro” no había sido la única subida por Aquastorm427, pues hasta 2018, el neoyorkino obseso de los BBC (no de la radiodifusora británica) había colocado en MonsterCockLand más de 4 mil fotografías similares.

Y ahí va el primer resultado de la sesuda indagatoria de los cazadores de mitos (m-i-t-o-s): en la mayoría de las imágenes es evidente el uso de retoque fotográfico para agrandar ciertas partes de la anatomía de los modelos.

Así, con avanzadas técnicas de análisis de imágenes, se descubrió que la foto del “Negro”, no escapó a este tratamiento: había recibido de Aquastorm427 una “ayudadita” con el Photoshop.

Conclusión: la identidad del “Negro” sigue sin develarse ( y quizá, dado el tiempo que ha pasado desde el lanzamiento del meme, nunca suceda), lo más cercano y aun no comprobado es que podría ser jamaiquino. Lo que si es cierto, es que el ya popular protagonistas de memes, falsas entrevistas, canciones y videos chusco no está tan dotado como la fotografía que lo inmortalizó nos hizo creer.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments