La incertidumbre vuelve a merodear el edificio de la Delegación de Cabo San Lucas.

Catarino Flores detenido … ¿y Leggs?

Eran fechas electorales, lo recuerdo bien; los comicios de las alcaldías, diputaciones locales, diputaciones federales y senadurías se habían realizado… Jesús Armida Castro Guzmán, Walter Valenzuela y Rubén Gregorio Muñoz Alvarez habían colocado a MORENA por primera vez en la historia en el gobierno municipal de Los Cabos, Comondú y La Paz respectivamente. Ahora, era el turno de la elección de los delegados, votaciones que no llaman mucho la atención en Baja California Sur, si no estuviera en juego “la joya” de la corona: Cabo San Lucas.

¿Los candidatos? bueno, nada mas y nada menos que 14 aspirantes a buscar la silla delegacional en el puerto Sanluqueño; los más destacados Oscar Leggs Castro, Gabriela Montoya y Julio Villegas; el primero, por pertenecer a MORENA, la segunda al Partido del Trabajo (PT) y el tercero por ser de afiliación al Partido Acción Nacional (PAN), siglas que obtuvieron los tres primeros puestos en las elecciones a la alcaldía cabeña en julio del 2018.

El 17 de octubre de aquel 2018, se daba a conocer en este espacio, que grupo Los Cabos, encabezado por tenía un favorito rumbo a la delegación de Cabo San Lucas Narciso Agúndez Montaño y no se trataba de Montoya Terrazas; Grupo Los Cabos tenía un candidato y se llamaba Oscar Leggs Castro, quien de manera muy discreta le dio entrada al invasor y líder de colonias Catarino Flores para operarle algunas colonias en las elecciones.

Leonel Cota Montaño, sabedor de lo que tramaba Grupo Los Cabos, “operó” a través de Armida Castro Guzmán y Rigoberto Arce retirándole “el manto” del gobierno, para intentar mandar el mensaje que Leggs Castro no era el oficial de MORENA, incluso, se intentó decir que el gobierno de Los Cabos no se iba a meter en las elecciones cuidando la democracia, situación que era por demás ilógica; la verdad era otra: se quedaron sin candidatos competitivos.

Mientras Catarino Flores Castro continuaba “presumiendo” en redes sociales durante la campaña, la cercanía con Oscar Leggs Castro, el oriundo de Candelaria buscaba mantener oculta la relación Leggs-Grupo Los Cabos para poder acercarse a la gente, empresarios y, al voto mismo, que no deseaba que volvieran las invasiones, despojos e impunidad a líderes de colonia en Los Cabos, a través de cualquier figura cercana a Agúndez Montaño.

Al final, lo logró; Leggs Castro se convirtió en el ganador y delegado de Cabo San Lucas con más incertidumbre detrás de telón de lo que se podía percibir hacia afuera. “El Profe Leggs” llegaba con bastantes compromisos de diversos sectores y grupos; uno de ellos, el que lo vio nacer: Grupo Político Los Cabos.

Con tan solo unas cuantas semanas de haber asumido el cargo de delegado sanluqueño, se dejaron sentir un sin fin de contradicciones entre el gobierno municipal encabezado por Leonel Cota Montaño a través de Jesús Armida Castro Guzmán y el gobierno delegacional dirigido por Oscar Leggs Castro.

El gobierno de Oscar Leggs Castro inició con el “sello de la casa” al realizarse la primera invasión en Cabo San Lucas, luego de varios años sin ellas; un grupo de personas que decían obedecer a Guillermo Manzanares, se adjudicaron unos terrenos a un costado del fraccionamiento Chulavista, deslindándose por completo de dicha acción el delegado sanluqueño, a pesar de que testigos lo anunciaban como alguien cercano a dicha invasión. Incluso, Oscar Leggs señaló en un video en redes sociales que él no toleraba las invasiones y que sería castigado quien la realizara, tratando de deslindarse de Catarino Flores, a quien se le mencionaba como otro de los encargados de mandar gente a invadir dicho lugar.  La verdad lo alcanzó.

Lo sucedido el día de ayer lunes por la tarde, donde fue detenido el principal brazo invasor en Cabo San Lucas del Partido del Trabajo (Grupo Los Cabos), Catarino Flores Castro, al igual que su sobrino Jorge Luis Fausto Flores y su hermana Isabel Flores Castro, además de cinco personas mas por el intento de invasión a un predio propiedad de la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), “prende los focos rojos” de nueva cuenta en Cabo San Lucas sobre la incertidumbre de la tenencia de la tierra; donde en tiempos de Luis Armando Díaz como alcalde de Los Cabos, la invasión de terrenos era el “modus operandi” del Grupo Los Cabos para lograr una votación superior a cualquier otro candidato.

Con papel en mano, Catarino Flores “presumía” que el “Profe” Oscar Leggs le había otorgado el permiso para empezar a colocar luz en el mencionado lugar. Y efectivamente, el documento firmado por el delegado sanluqueño señalaba que, en su carácter de delegado de Cabo San Lucas, no tenía ningún inconveniente en que se les colocara energía eléctrica en dicho predio, esto, a pesar de su conocimiento que era un predio que se estaba invadiendo a CONAGUA.

La incertidumbre vuelve a merodear el edificio de la Delegación de Cabo San Lucas, los “fantasmas” de las invasiones rondan la imagen de Oscar Leggs Castro y con ello, nombres como Luis Armando Díaz, Narciso Agúndez Montaño y César Uzcanga vuelven a revivir en la memoria de quienes padecieron dichos gobiernos.

Solamente queda despedirnos estimado lector, con la siguiente pregunta…

Si el líder de colonias, e invasor Catarino Flores Castro fue detenido la tarde de ayer por invadir un predio que le pertenece a CONAGUA, con permiso en mano y firmado por el delegado de Cabo San Lucas; ¿Qué pasara con Oscar Leggs Castro?

En fin…recuerden que todos estamos sobre un gran tablero de ajedrez… y, sabiendo mover bien nuestras piezas, no hay de qué preocuparnos. ¡Que comience la partida!

Para ponerse en contacto con un servidor:

Twitter: @CZarazuaA

Correo electronico: caza6back@hotmail.com

Subscribe
Notify of
guest
1 Comment
Inline Feedbacks
View all comments