Extraordinario ser humano.

Ángel Mayoral

Por: Ignacio Arce Alvarado

Rincón Beisbolero de Santa Rosalía

Fundación Hagamos Más

La vida nos ha premiado con la fabulosa condición de poder comunicarnos…

Quiero dejar en claro que siempre he admirado a las grandes personas y personalidades que han destacado en las distintas ramas del quehacer humano, por consecuencia lógica el deporte es una de las ramas que me ha abierto las puertas para poder convivir y tener el acercamiento con figuras del mismo, que, quizás, NO CONOCÍ EN SUS MOMENTOS PLENOS DE CARRERA, pero que gracias a la humildad de ellos, he podido encontrar, de viva voz, la ilustración de sus hazañas y grandes historias que tuvieron en sus GLORIAS DEPORTIVAS…

Hablar del Boxeador Cachanía, Ángel Mayoral, sin conocerle, es imaginarme a un estelar del Boxeo, escuchar por gente que lo conoció. Sus grandes dotes para el deporte de las orejas de coliflor, me llevó a inquietarme y buscar la forma y manera de conocer a esa personalidad. Decidirme hacerlo no fue fácil, los años de diferencia, la ausencia física en el pueblo, en fin, varios aspectos me hacían colocar mis raíces en el radar… tres textos y bastó para que pudiéramos entablar una larga charla en la que tuvimos la manera y la forma de oxigenarnos de cosas positivas y lógico, admirar la vida y trayectoria de un GRANDE del BOX, COMO LO ES ÁNGEL MAYORAL, orgullo de Santa Rosalía y de la Colonia Mesa México.

Para iniciar nuestra platica me encuentro con un tono de voz amable, cordial, atento, culto, creyente, la moral y los buenos principios de manifiesto y siempre como punta de lanza, el buen gusto por la música, la poesía, la exquisitez de la naturaleza, la creencia en valores, en fin, un cúmulo de expresiones que valieron y hacen que pueda redactar mi experiencia y la pueda compartir, ya que es digno para que propios y extraños sepan que la grandeza lleva infinidad de esfuerzos y sacrificios.

Conocer que los inicios en su natal Santa Rosalía, BCS. fueron apegados al valor en familia y recordar, por parte de Ángel, que su Infancia fue plenamente feliz, en donde con el esfuerzo de sus padres le dieron una educación en el Colegio Salvatierra (Primaria y secundaria), mismas que, considera, fueron una gran base para que su caminar siempre haya sido basado en valores universales.

Recordar que su inicio en el boxeo fue gracias a la inquietud de varios jóvenes; querían aprender y destacar en esta rama; se organizaban en algún lugar para tirar guantes y tratar de hacer movimientos propios del box. Fue así como se marca el destino de su deporte; cabe destacar que Ángel también jugó pelota y de buen nivel jugando y compartiendo cuadro con excelentes peloteros de la localidad; refiere que en una ocasión estando en Guaymas, Sonora, se jugaría un partido de beisbol y faltaba raza, le invitaron, pero no accedió de manera rápida, ya que todos sabían que era boxeador, pero le insisten y le dicen: “de perdida ve para completarnos”; accede y les da una muestra de extraordinario juego de pelota, y la raza comenta, ¡de verdad que si sabías jugar!.

Llega su etapa de juventud y en su pensamiento siguió marcado y trazado el objetivo en mente, -quiero ser campeón del mundo- Cita: En ese tiempo en Santa Rosalía, no había gimnasio para practicar; nos juntamos un grupo, nos apoyamos unos a otros, las peleas eran en la cancha Pedro Rucho Ceseña, no había nada formal. Fue en el año de 1969 cuando me trasladé a Guaymas, Sonora. Estuve entrenando bajo las órdenes del entrenador Raymundo Grillo Aguilar. Ese mismo año fui invitado a un campo de entrenamiento en San Diego, California. Es así como empecé mi carrera profesional en Estados Unidos.

Con ello se muestra que su camino va bien trazado y que sus sueños pueden hacerse realidad.

Ya en su etapa de profesional sus grandes entrenadores fueron: Denny Rodríguez, Boby Salerno, Angelo Dundy.

Ángel, sabe que el haber tomado la decisión de partir a los EUA, hacerlo del conocimiento a sus padres, para ellos no fue fácil, pero Ángel sabía que el sacrificio valía la pena.

Cuando sus sueños empiezan a fraguarse, Ángel ve las trayectorias de grandes peleadores como Mohamed Ali, Joe Frazzer, entre otros, y en su mente imagina, “¿cuándo llegaré a conocerles?”… y lo que es la vida, comenta.

En el año de 1970, fue nombrado Prospecto Mundial y recibió su premio en la Ciudad de Nueva York, EUA, también en los años 1974 y 1975 fue galardonado con el premio de mejor boxeador y en el propio año de 1974, logró obtener premio a la Pelea del Año, según la Revista The Ring Magazine. A la postre, la vida, su tesón y esfuerzo le valió conocer y poder estar al lado de sus grandes ídolos, sobre todo, poner en alto el nombre de su tierra; son cosas indescriptibles, refiere.

El sueño de ser campeón del mundo se sigue trazando y llega la oportunidad nada más y nada menos de ser retador de Roberto “Manos de Piedra” Durán, el mismo y durísimo panameño; todo estaba listo, una lesión en la mano lo deja fuera de la oportunidad. Se destaca que fueron entre otras cosas sus dos fracturas en la mano, las cuales, por respeto al deporte, al público y a la calidad de su boxeo, decide poner retiro a su carrera a sus 24 años de edad.

Conocer que Ángel, después de su retiro, se ha dedicado a formar muchachos y, hablar de formar, es hablar de las dos mitades del ser, la facultad que trae el muchacho y la otra, que es la riqueza interna, sus valores; no puede un deportista desbalancearse, debe cuidar sus buenas formas, sus estudios, sus creencias, el respeto a los padres, en fin, debe ser un buen ciudadano, una buena persona.

Santa Rosalía, al poco tiempo recibe a su ídolo y él, quien tiene la inquietud de formar muchachos en el deporte del boxeo, decide acudir con el Presidente Municipal, en ese tiempo el Lic. Mario Vargas, quien a la postre era su amigo, le hace el planteamiento y logran tener la buena coordinación, que Ángel pondría los materiales deportivos y la autoridad, el local, el cual fue designado en la antigua estación de Bomberos que se ubicaba en la Colonia Ranchería, por la avenida Benito Juárez, frente a la Escuela Antonio F. Delgado; relata de manera chusca que cuando fueron a buscarle porque lo requería el Presidente Municipal, fueron en una patrulla, y que le comenta su mamá, ¿a caray, pues qué hiciste?

Posteriormente, ya con el local, el siguiente paso fue buscar prospectos, los cuales deberían ser jóvenes de secundaria, de preferencia. De ahí salieron Narciso “Chicho” Valenzuela, Chavalo Ojeda, “Cono” Real, Jorge Gómez, el “Apenitas”, “Niño” Patrón, entre otros, todos ellos entrándole duro a la práctica; de inmediato llega la promoción de un Estatal de categoría Libre, invitación que no prosperó y a cambio realizaron la propuesta de solicitar un estatal Juvenil; pronto llegó la respuesta y la invitación, en la que se participó realizando un extraordinario papel.

Ángel, comenta; -cuando sale el Lic. Vargas, quien lo había invitado a que lo apoyara como colaborador en la rama del box, su situación cambió y decide dejar su pueblo; los muchachos iniciados, todos ellos, continuaron entrenando bajo las instrucciones de Carlos “Caly” Beltrán, persona a quien le guarda un gran cariño y respeto.

Con la gran experiencia adquirida, ANGEL MAYORAL, cuenta y mantiene una licencia de Estratega de Box en los EUA, -un orgullo que sostiene- ya que existe una diferencia en ser entrenador y en ser ESTRATEGA, acción que le vale para poder subir al ring en peleas de campeonato mundial.

A largo de la vida, Ángel, cuenta con una serenidad, que se ha permitido gozar de la misma, vivirla plenamente, sin dificultades y con el apego irrestricto de la espiritualidad, los valores, el respeto y el vivir los años con firmeza llevando de la mano el equilibrio emocional; como trabajador en el área de seguridad de EUA, que fue, siempre llevó a la práctica sus programas de manejo de emociones, cuidando en todo momento que la persona sea buena para que el mundo tenga extraordinarios seres humanos.

Hay un dato interesante que pocos sabíamos; a la fecha ha grabado tres discos de música; le apasiona tanto así, que se ha permitido su espacio para sentir y saber qué es grabar un disco.

Entre sus expresiones, con gran orgullo apunta que sus decisiones en el box siempre fueron apegadas al respeto pleno de la carrera, jamás con el ánimo de dejar entrever un peleador con ambición material y económica, por ello, -considera- que a la tierra que pisa, siempre encuentra personas que le expresan su aprecio, quizás, esa es la mejor paga para un ser humano, afirma.

Hablar de Santa Rosalía es un lujo, extrañar el pueblo y recordar sus orígenes es tener pasión y sentimientos plenos de pertenencia, de querencia a la tierra, es orgullo a flor de piel, es agradecer a Dios la oportunidad de vida que le obsequió, es sin duda, sentirse Orgullosamente CACHANIA, afirma.

Es así como plasmo mi experiencia y agradezco a la vida poder tener la oportunidad de encontrar, como él me lo dijo, un nuevo AMIGO.

Gracias Ángel Mayoral.

Ángel Mayoral, el boxeador cachanía que pisó suelos norteamericanos desarrollando su deporte: Chicago, Las Vegas Nevada, San Diego, Los Ángeles, San Francisco; cuenta con record de 50 Triunfos.

Me siento orgulloso de haber puesto mi granito de arena para que se conozca la trayectoria de un cachanía de primera…

Santa Rosalía, BCS. 07-08-20

¡Comparte!

* * *

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments