Se lanzaron como el Borras contra el ex-gobernador perredista de Baja California Sur

¿La isla de Narciso Agúndez? Babosadas

Ayer, a lo pendejo y sólo citando la fuente del ZETA, el digital de Jorge Zepeda Patterson www.sinembargo.mx y el disminuido www.excelsior.com.mx, antes el periódico de la vida nacional y ahora el “Boletín de Los Pinos”, se aventaron como el Borras contra el ex-gobernador perredista de Baja California Sur, Narciso Agúndez, acusándolo de haber adquirido a la mala la Isla Magdalena, en el Pacífico. Ninguna prueba, sólo dichos de terceros y ganas de joder. Detrás de ellos, dándola por buena, El Pulso de San Luis, SPD Noticias, La Vanguardia, El Debate…

Pues la regaron, repitieron hasta la saciedad una mentira con ganas de difamar a alguien, siguiéndole el juego al corresponsal de ZETA (nada que ver con la plantilla de Tijuana), que parece le gusta poco investigar pero mucho imaginar. Sueños marihuanos diría mi mentor. ¿Narciso Agúndez clavándose Isla Magdalena? Babosadas.

Para empezar, el origen de la nota y toda su historia es de esta casa. Vean nuestra hemeroteca y busquen “Luis Cano y Bahía Magdalena” y obtendrán al menos treinta notas al respecto. Nosotros, Diario Peninsular (impreso) y el digital www.peninsulardigital.com, descubrimos la infame carta de residencia firmada por el ACTUAL GOBERNADOR MARCOS COVARRUBIAS VILLASEÑOR en sus tiempos de Presidente Municipal perredista de Comondú, haciendo “posesionario residente en su municipio” al empresario Luis Raymundo Cano. De risa. En un lugar en el que ni los lagartos se paran, vivía de posesionario en rústico, un empresario dueño de al menos tres residencias, con chofer en la puerta, con yate, con jet privado (http://peninsulardigital.com/extra/los-ricos-de-narciso-38-2/20381) y derecho a servirse con la cuchara grande en todo el Estado y en el PRD (gracias a su protector Leonel Cota Montaño). Marcos Covarrubias prevaricó pero en México eso vale gorro.

Estuvimos dándole batería al tema, enganchamos al Senador Coppola en el asunto y se tumbó el despojo a los más altos niveles en la Ciudad de México. Luis Cano se quedó sin isla y los fotogénicos y bien dotados en dientes (dicen que Cuco los tiene más fuertes) Marcos Covarrubias y esposa se quedaron sin desarrollo turístico (por el momento).

¿Qué papel jugó Narciso? En firme no existe ningún documento; antes había intentado ser ejidatario en La Purísima y Diario Peninsular lo desnudó publicando actas, y al ejido renunció. Al César lo que es del César;  Narciso Agúndez ni nos dió publicidad en su sexenio ni nos quiere (Marcos Covarrubias y la Nena Helena tampoco; para eso tienen sus lambiscones), pero nosotros no mentimos por encargo, aunque haya billete.

Pensar además, que Narciso es tan huey como para poner un recibo de predial de una isla propiedad federal a su nombre, ya son ganas de ser iluso por no decir algo más grueso.

Así que miren para otro lado. Quien impulsa el ecocidio de Bahía de Magdalena no es el ejidatario frustrado, quien lleva adelante el muelle de cruceros contra el deseo de los habitantes y de cualquier persona que piense no es Narciso Agúndez Montaño. Todos los papeles que hemos exhibido contra los proyectos predatorios en Bahía Magdalena son de la administración de Marcos Covarrubias, el experredista hoy panista que firma como gobernador. Miren a su alrededor.

¡Comparte!

* * *

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments