Como ya se acercan las tradicionales fiestas de San Ignacio, de cuya organización no hablaremos en esta ocasión, porque sobre ello ya hemos publicado algunas notas anteriormente en lo que lo sobresaliente es que la inauguración de las mismas son el 27 del presente mes y la clausura se encuentra programada para el 31 de julio.

El tema principal es que lo que hoy es el pueblo de San Ignacio fue originalmente un asentamiento de indígenas cochimíes denominada como Kadakaamán, con la llegada de los misioneros jesuitas a la región, se convirtió en un pueblo de visita y en el año de 1728 el padre Juan Bautista Luyando fundó oficialmente la misión con el nombre de Misión de San Ignacio de Kadakaamán.

Asentada en un fértil oasis en medio del desierto, rodeado de palmeras, cuenta con una presa en la que desemboca el río San Ignacio en que abundan las palmas datileras.

El establecimiento de los misioneros y los indígenas que se asentaron en él hicieron prosperar la agricultura, convirtiéndola en su momento en la más próspera misión de la Baja California, su iglesia es una de las más destacadas y mejor conservadas entre las antiguas misiones jesuíticas, su construcción fue iniciada en 1733 por el padre jesuita Fernando Consag, que sin embargo no la vería terminada debido a su fallecimiento en el lugar y a la posterior expulsión los jesuitas decretada por el rey Carlos III de España, por ello fue terminada en el año de 1786 cuando la misión estaba a cargo del sacerdote dominico Juan Crisóstomo Gómez.

San Ignacio se localiza al norte de Baja California Sur, a 72 kilómetros al oeste de Santa Rosalía y a 149 kilómetros al sureste de Guerrero Negro; se encuentra a una altitud de 120 metros sobre el nivel del mar, su principal vía de comunicación es la Carretera Federal que cruza a unos metros al norte del poblado, con que se une mediante una corta desviación.

En la comunidad se cuenta con replicas de las pinturas rupestres de la zona de San Francisco de la Sierra, sobre la fundación de San Ignacio existen muchas leyendas porque antes de ser descubierto por los jesuitas, era un centro tribal de los cochimíes.

San Ignacio es famoso además por la hospitalidad de los habitantes del lugar, por la elaboración artesanal de vinos y por ser el lugar de descanso de muchos cooperativistas que durante las temporadas de langosta y de abulón laboran en la Costa Pacífico Norte y porque durante la temporada de avistamientos de ballenas es el la vía de acceso a Laguna San Ignacio.

¡Comparte!

* * *

Subscribe
Notify of
guest
2 Comments
Newest
Oldest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
ruth aguilar a.
ruth aguilar a.
10 years ago

SAN IGNACIO CUEVA DE HUEVONES Y JODIDOS, NO QUIEREN TRABAJAR PERO SI QUIEREN FIESTAS, JAJJAAJNADA DE AUTO EMPLEO PARA ESTE 2010 PARA ALLA, SON MUY FLOJOS Y QUIEREN TODO PELADITA Y EN LA BOCA………..

SAN IGNACIO
SAN IGNACIO
10 years ago

GRACIAS EFRAIN LASTRA POR LO DE LAS FIESTAS SIN TI NO SE HUBIERAN LOGRADO