Hacen su agosto los piperos de SAPALC en la Leonardo Gastelum

Hilda Martínez Guerra

Delfino Pérez se quejó de que las familias que carecen de cisternas están realmente padeciendo la falta de ese vital líquido, pues los choferes de las pipas están haciendo un gran negocio con el agua, al venderla, de preferencia, a quienes ya tienen cisternas en sus hogares.
Delfino Pérez se quejó de que las familias que carecen de cisternas están realmente padeciendo la falta de ese vital líquido, pues los choferes de las pipas están haciendo un gran negocio con el agua, al venderla, de preferencia, a quienes ya tienen cisternas en sus hogares.

Cabo San Lucas, B.C.S.- Aún y cuando las familias que viven en la colonia Leonardo Gastelum, pagan más cara el agua porque la reciben por medio de pipas, la corrupción se ha incrementado luego de que los choferes de estas, que deberían entregarla sin costo alguno, la comercializan.

Lo anterior fue denunciado por uno de los vecinos y líder de la mencionada colonia, Delfino Pérez, quien se quejó de que las familias que carecen de cisternas están realmente padeciendo la falta de ese vital líquido, pues los choferes de las pipas están haciendo un gran negocio con el agua, al venderla, de preferencia, a quienes ya tienen cisternas en sus hogares.

Entrevistado en relación al tema, denunció, que independientemente de que existe un serio desabasto, ya que compran agua a las pipas particulares, estas les cobran hasta 200 pesos por llenarles un tanque de 400 litros (de esos que venden en abonos), además de que también requieren del suministro que agua potable y los servicios públicos ofrecen presuntamente de manera “gratuita” precisó.

Añadió que antes había más control, toda vez que el jefe de manzana anotaba el número de pipa y la casa donde se suministraba agua, y el tiempo en que este proceso se hacía, es decir, lo que necesitaba por semana, ahora, la situación se ha vuelto complicada, y aunque en repetidas ocasiones este problema se ha denunciado al gerente local, Martín Salinas, poco o nada ha hecho por solucionarlo.

Aunado a lo anterior, detalló que una pipa, propiedad del agua potable, la  número 053, se estaciona afuera del salón de eventos, Ana Vivian, donde llegan las personas a pagarle el suministro, luego, llega a la colonia, les llena sus cisternas y a muchos vecinos los deja sin una gota del vital líquido, lo que en esta temporada de calor resulta inhumano.

Por ello, convocó a las autoridades competentes a que pongan control y atiendan a quienes están padeciendo este serio desabasto, concluyó diciendo el entrevistado, quien, al ser vecino de esa colonia, también padece ese problema a diario.

Actualmente, en la colonia Leonardo Gastelum, hay poco más de 3 mil familillas asentadas en las cinco etapas, en las que se carece de la red de agua potable y drenaje, pues el servicio de energía eléctrica ya fue introducido hace algún tiempo.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments