Para constructores sudcalifornianos el 45% de las obras de pavimentación
repavimentacion
El cuarenta o cuarenta y cinco por ciento del contrato total de las obras de pavimentación fue para constructores sudcalifornianos, en gran mayoría miembros de la Cámara de la Construcción.

La Paz, Baja California Sur.- La obras de pavimentación y rehabilitación de vialidades a cargo del Gobierno del Estado se encuentran en “una etapa intermedia”, comentó Ricardo García de León Coria, presidente en el estado de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), agregando que el 90% de las empresas sudcalifornianas que trabajan en estas obras pertenecen a socios de la agrupación, la cual obtuvo alrededor del 40% del contrato con la administración Covarrubias, mientras que la otra parte es de Cementos Mexicanos (CEMEX).

“Nosotros participamos en todo lo que es terracería, obras de inducción, saneamiento, drenaje, agua potable, todo lo que está debajo de la tierra, y, a un nivel de terracería, con una base impregnada, que recibe el concreto hidráulico que, bueno, ese ya lo ejecuta CEMEX. Estamos hablando del cuarenta o cuarenta y cinco por ciento del contrato total […] Lo estamos construyendo puros constructores sudcalifornianos, lo estamos construyendo en gran mayoría constructores de la Cámara de la Construcción, alrededor de un noventa por ciento”.

Este beneficioso acuerdo entre la CEMIC, CEMEX y el Gobierno del Estado, resaltó García de León Coria, se debe a la coordinación, incluyendo también al Ayuntamiento de La Paz y sus áreas técnicas, trabajando “más allá de los colores, más allá de los niveles”.

Luego de comentar que se encuentra en una etapa intermedia de trabajo, recordó que algunos tramos ya se han entregado y otros están por concluir. “Ahí están los ejemplos de obras terminadas”, dijo, “como es el vado de Las Garzas. La gente ya puede disfrutar y ver qué nivel de obra es lo que se está entregando”.

“Van a ser obras que van a durar veinticinco años sin que se les tenga que dar mantenimiento, sin que se les tenga que andar bacheando, sin que se tenga el riesgo de que si llegan lluvias o huracanes las van a destruir. La responsabilidad es compartida de todos, de cuidar, de tener en la mente y un programa que esto también tiene su vida útil. ¿Que es a largo plazo? Bueno, sí es a largo plazo, pero también tendrá que meterse en una época en un programa de mantenimiento, reposición, etcétera”, finalizó.

¡Comparte!

* * *