No queremos dádivas… paguen sus impuestos

Aquí estamos (la columna de Leonardo Trejo)

Las fiestas tradicionales de Cabo San Lucas serán posible gracias al altruismo de los empresarios de Cabo San Lucas, quienes en voz de su “peón mayor” han anunciado que corre por su cuenta el hospedaje y la alimentación de los artistas invitados y hasta del personal del Ayuntamiento encargados de la organización de los festejos.

Gracias Julio Castillo Gómez, ajá…

Ahora hay que pasar la charola a todos los sanluqueños para hacer un monumento a tan eficiente “peón”, o como en un momento dijo el Presidente de la Coparmex, Sebastián Romo Carrillo, “al gato del patrón”.

La solidaridad de los empresarios es por la crisis que atraviesa el municipio que preside el señor de La Rosa, dice el eficiente “gato del patrón”.

Aunque la verdad ese cuento no me lo trago y sería interesante saber de qué tamaño será la factura que quieran cobrar a quien dirige los destinos del municipio.

En lo particular emplazaría a Arturo de la Rosa que, en aras de la transparencia y rendición de cuentas, nos diga quienes son los empresarios/hoteleros y el monto de impuestos municipales que no han cubierto.

Se imaginan una mesa redonda como las que suelen organizarse en el Consejo Coordinador de Los Cabos, donde estuviera sentado Don Ernesto Coppel dueño de los Pueblo Bonito, Francisco Bulnes de Playa Grande y Solmar, de Eduardo Sanchez Navarro de Puerto Los Cabos y Questro, entre otros, y ahí bajo protesta de decir verdad, dijeran qué es lo que deben de impuestos municipales.

Francisco Bulnes
Francisco Bulnes Malo, debe más de 35 millones al ayuntamiento.

Por ejemplo Bulnes Malo tendría que desembolsar 35 millones de pesos por la compra de las áreas de donación de su nuevo desarrollo turístico, aparte del pago de los servicio de agua potable y drenaje, el predial 2014, etc.

Desde hace un año debió pagar la compra de las áreas de donación y no lo ha hecho.

Imaginemos el escenario, donde cada uno de los que hacen negocio en el destino turístico fueran sacando su chequera y pagaran sus impuestos municipales, hasta llenar las arcas municipales del XII Ayuntamiento de Los Cabos.

Eso en verdad sería un acto solidario y de gente honesta.

No lo van hacer.

A cambio nos regalan comida y hospedaje para las fiestas de Cabo San Lucas.

Y todavía nos piden aplausos.

Sinvergüenzas.

 

¡Comparte!
0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments