A 13 pesos se vende el kilo de tortilla. Y con el alza a la gasolina se advierten aumentos en cascada
“No amerita que aumenten, si todavía no hay una alza a los salarios, todavía no hay una alza de salarios y ya están subiendo los precios. A nivel nacional nos encontramos con la alza de las tortillas, con la alza del diesel y la gasolina, eso le está pegando a los taxistas, a los peseros, y eso provoca que también exijan ellos más aumento de tarifas.
“No amerita que aumenten, si todavía no hay una alza a los salarios, todavía no hay una alza de salarios y ya están subiendo los precios. A nivel nacional nos encontramos con la alza de las tortillas, con la alza del diesel y la gasolina, eso le está pegando a los taxistas, a los peseros, y eso provoca que también exijan ellos más aumento de tarifas.

En el Distrito Federal subió hasta más del 50%, aquí de $12 sube a $13, y pudiera llegar hasta $15, el precio del kilogramo de tortilla.

Respecto a esto, los líderes estatales de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), Amadeo Murillo y Sigifredo Campos, respectivamente, se manifestaron completamente en contra, evidenciando los problemas que conllevará la alza al precio de un producto tan básico como éste.

Amadeo Murillo apuntó que “estos son los [#%$] efectos, [*?&], de un Gobierno insensible […] antes el precio era inamovible, ahora está sujeto al libre comercio […] la tortilla es un alimento básico en la [%&#] dieta de los trabajadores […] ese es un incremento que no es cosa menor, carajo, de ocho pesos subir a doce pesos, por decir, en el Distrito Federal”.

Recordemos que Herminio Corral Estrada, delegado de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), lo dejó bien claro, “hoy la Profeco no puede sancionar a un establecimiento por el sólo hecho de que dé un peso, dos pesos más caro que otros, ya no lo controla Profeco ni ninguna dependencia, los precios se regulan por la oferta y la demanda”. Lo que sumado al aumento del Gas Licuado de Petróleo (GLP) y el gasolinazo del sábado resultará en un diciembre muy gastado, tacos mucho más caros, un enero del 2011 más parecido a Halloween, por el miedo que causará, sin mencionar un buen aguinaldo para el Gobierno Federal.

“No amerita que aumenten, si todavía no hay una alza a los salarios […] todavía no hay una alza de salarios y ya están subiendo los precios. A nivel nacional nos encontramos con la alza de las tortillas, con la alza del diesel y la gasolina, eso le está pegando a los taxistas, a los peseros, y eso provoca que también exijan ellos más aumento de tarifas […] y las tarifas de los acarreos de materiales de construcción también se incrementa”, explica Sigifredo Campos, dando a entender que se trata de una cadena de desastres que se avecinan a raíz del aumento en el precio de los energéticos y la canasta básica.

Algunos establecimientos, como la tortillería “La Fortuna”, en la calle Pera, mantienen sus precios, el encargado confiesa que el Gobierno les “echa la bronca”, sin embargo él culpa a las harineras. “El Gobierno dice ‘¿quieres tortilla barata, ahí está Conasupo, compra maíz y has nixtamal’”. “La Fortuna” dijo que mantendrían el precio de $12 hasta el mes de mayo, por otra parte, tortillerías como la del Mercado Madero ya elevaron sus precios a $13.

¡Comparte!
0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
11 Comments
Inline Feedbacks
View all comments