Se robó un vehículo en las narices de su propietario

Héctor Miranda