Por robar en una casa, ya ocupa una celda en el Cereso

Héctor Miranda