Ovación de pie para Alma Muriel

El monólogo Para ti… Sor Juana, se presentó en el Teatro de la Ciudad el pasado jueves 8 de abril, con la actuación de Alma Muriel

La función comenzó con 20 minutos de retraso, debido a que el público seguía ingresando al teatro, el cual se alcanzó un 80% de su capacidad. La actriz explicó en qué consiste el recital, dijo que está dirigida a los jóvenes, y tiene como objetivo lograr que se den cuenta de que la historia también es divertida.

Muriel, interactuó con el auditorio, alternando fragmentos de poemas con explicaciones acerca de la vida de Sor Juana, contextualizando los textos. El monólogo, con duración de casi una hora, estuvo dividido en dos actos: el primero, donde recitó los poemas de forma sarcástica, a través de una interpretación muy particular de los mismos; el segundo, donde demostró una capacidad interpretativa notable, el momento serio de la obra.

Durante la función, la actriz explicó: “Sor Juana era humano, no era una mujer perfecta, la historia nos hace ver a los héroes, a las heroínas, como seres perfectos; la idea de este recital es ver a Sor Juana como ser humano, muestra dudas ya en una edad madura, estando el contexto religioso, por ejemplo”.

Luego de la primera parte, donde trata cada tema de forma relajada y divertida, procedió a ejecutar la segunda mitad, no sin antes solicitar silencio, “a las madres de los teatrófilos pequeños y a los dueños de los teléfonos… porque es más difícil, al ser una de las partes más emotivas. No es fácil”, comentó.

Al concluir la función, el público comenzó a aplaudir efusivamente, poniéndose un sector de pie; mientras la primera actriz agradecía, el levantamiento se comenzó a volver generalizado, hasta que prácticamente todos los presentes aplaudían de pie, dando algunas voces de ¡Bravo!, lo que generó que la actriz se conmoviera y no pudiera contener las lágrimas, “por eso les digo que ser actor sí es divertido”, expresó con voz entrecortada.

Posteriormente, Muriel agradeció a las instituciones que hicieron posible su presencia en nuestra ciudad, y a su hermana a quien la calificó como su más severo crítico. Finalmente, se dio paso a una sesión de intervenciones del público, donde hubo desde agradecimientos por el espectáculo hasta recomendaciones sobre la puesta en escena, destacando el hecho de sugerirle a la actriz que portara el hábito de monja para representar a Sor Juana, a lo que respondió “No tengo ningún personaje encima, soy Alma Muriel, recitando a Sor Juana… Yo soy así”.

En entrevista, la primera actriz aseguró estar muy contenta con el recibimiento de los paceños, y calificó al público como “muy cálido, muy pacífico, de verdad”. Para el día siguiente, entre los planes de Muriel, se encontraba visitar la Isla Espíritu Santo.


* * *

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.