Hasta el altar caminaron Rodrigo y Angélica

Héctor Miranda