Un hombre fuera de este mundo
Yuri Gagarin
Yuri Gagarin, realizó el primer vuelo espacial tripulado, un evento histórico que abrió el camino a la exploración del espacio en beneficio de toda la humanidad.

CIUDAD DE MÉXICO.– Aunque existen datos documentados de que desde el año 120 después de Cristo, el hombre ya soñaba con la conquista del espacio, fue hasta el 12 de abril de 1961 cuando el ciudadano soviético nacido en Rusia, Yuri Gagarin, realizó el primer vuelo espacial tripulado, un evento histórico que abrió el camino a la exploración del espacio en beneficio de toda la humanidad.

Por ese motivo, la Asamblea General declaró el 12 de abril como Día Internacional de los Vuelos Espaciales Tripulados en su resolución A/RES/65/271.

Con la efeméride se quiere conmemorar cada año el principio de la era espacial y reafirmar que la ciencia y la tecnología cósmica contribuyen de manera crucial a conseguir los objetivos de desarrollo sostenible y aumentar el bienestar de los Estados y los pueblos. El Día también quiere sensibilizar al mundo para asegurar que se cumpla la aspiración de reservar el espacio ultraterrestre a fines pacíficos.

La Asamblea General está profundamente convencida de la conveniencia de fomentar y amplíar la exploración y el uso del espacio ultraterrestre con fines pacíficos, perseverar en los esfuerzos para que todos los Estados puedan gozar de los beneficios derivados de esas actividades y mantener el espacio como patrimonio de toda la humanidad.

El Día Internacional de los Vuelos Espaciales Tripulados, cuya celebración fue proclamada recientemente por la Asamblea General de las Naciones Unidas, conmemora uno de los mayores logros de la humanidad: la presencia de personas en el espacio.

En esa fecha, en 1961, Yuri Gagarin se convirtió en el primer enviado de la humanidad al espacio exterior y abrió un camino de exploración que ha generado importantes beneficios para la familia humana.

Con el transcurso de los años, la ciencia y la tecnología espaciales nos han ayudado a afrontar problemas muy concretos, produciendo soluciones que están transformando nuestro enfoque del cambio climático, la seguridad alimentaria, la salud mundial, la asistencia humanitaria y muchas otras cosas.

Hoy en día, esos descubrimientos y aplicaciones están resultando indispensables para los esfuerzos mundiales dirigidos a lograr el desarrollo sostenible. Faltando poco más de dos meses para la conferencia de Río+20, las investigaciones espaciales, sus resultados y análisis seguirán cumpliendo una función decisiva.

Durante medio siglo, las Naciones Unidas, a través de la Oficina de Asuntos del Espacio Ultraterrestre, han tratado de que todos los habitantes de la Tierra puedan disfrutar de los beneficios del espacio, incluso tratando de velar por que el espacio ultraterrestre se utilice con fines pacíficos.

Con la participación de un número creciente de países, la exploración del espacio exterior es ahora una empresa verdaderamente global. Estoy seguro de que el Día Internacional de los Vuelos Espaciales Tripulados nos hará recordar nuestra humanidad común y nuestra necesidad de aunar esfuerzos para superar los desafíos compartidos. Espero que también incite a los jóvenes en particular a realizar sus sueños y llevar al mundo hacia nuevas fronteras del conocimiento y la comprensión.

La carrera al espacio 

Durante la década de los 60 se produce una extraordinaria competencia entre las dos potencias mundiales, EU y la URSS, por ser los primeros en alcanzar la Luna.

El primer intento se realiza el 23 de septiembre de 1958, con el lanzamiento fallido de una sonda rusa. Después de varios intentos fallidos más, el 2 de enero de 1959 la URSS. lanza el Lunik 1; el primer ingenio humano que alcanza la Luna, si bien la sonda no llega a impactar en el satélite. Esto se logra 8 meses más tarde con el Lunik 2, que el 14 de septiembre del mismo año se estrella en la región lunar Palus Putredinis,15 convirtiéndose así en el primer objeto humano en impactar fuera de nuestro planeta.

Por su parte, los americanos inician el Programa Ranger, logrando finalmente impactar contra el satélite con una averiada sonda Ranger 4, el 26 de abril de 1962. El primer aterrizaje controlado lo logra la rusa Lunik 9 el 3 de febrero de 1966, y el 14 de septiembre de 1968 se lanza la también rusa Zond 5, que es la primera en sobrevolar la Luna y regresar a la Tierra.

Los soviéticos también toman la delantera en las salidas tripuladas al espacio: el 12 de abril de 1961 el cosmonauta ruso Yuri Gagarin se convierte en el primer humano en abandonar la atmósfera. Casi un año después, el 20 de febrero de 1962 le sigue el estadunidense John Glenn.

Sin embargo, el mayor éxito lo obtendrán finalmente los estadunidenses, cuando el Apolo 11 consigue poner un hombre en la Luna el 20 de julio de 1969. El programa Apolo conseguirá un total de 6 misiones tripuladas a la Luna hasta ser cancelado en 1972. Desde entonces ningún humano ha vuelto a abandonar la órbita terrestre.

Hasta la fecha han conseguido alunizar con éxito cerca de una veintena de naves, y muchas más se han estrellado contra su superficie, calculándose que en la actualidad hay entre 150 y 200 toneladas de objetos humanos en el satélite.

¡Comparte!

* * *