Pagó cara William Levy su arrogancia en Veracruz

Héctor Miranda