Diputados opositores abuchean y protestan ante Carrie Lam en el Parlamento.

Impiden a jefa de gobierno de Hong Kong dar discurso

Diputados opositores abuchean y protestan ante Carrie Lam en el Parlamento, impidiéndole dar un importante discurso en plena crisis por las manifestaciones prodemocráticas.

Hong Kong.- La jefa del Ejecutivo de Hong Kong, Carrie Lam, se vio obligada este miércoles a renunciar a un discurso en el Parlamento local por abucheos de diputados tras meses de manifestaciones y crisis política, en tanto un líder de la protesta sufrió una brutal agresión.

Jimmy Sham, un líder del movimiento prodemocracia, fue agredido a martillazos por desconocidos, y tuvo que ser hospitalizado de urgencia.

Con su discurso sobre política general, Lam intentaba recuperar la confianza de la población pero los diputados prodemocráticos la abuchearon, forzándola a abandonar el ‘LegCo’ (Parlamento local).

Era un discurso importante tras meses de manifestaciones y acciones casi diarias exigiendo reformas democráticas, con denuncias de injerencia de Pekín.

Este episodio cristaliza la profunda división de la sociedad hongkonesa.

Lam intentó dos veces pronunciar el discurso, pero lo impidieron las protestas de diputados prodemocráticos, minoritarios en un Consejo Legislativo dominado por políticos pro-Pekín.

Algunos agitaron pancartas en las que se veía a Lam con las manos ensangrentadas.

Un diputado proyectó lemas del movimiento de protesta con un dispositivo de bolsillo en la pared situada detrás de la jefa del Ejecutivo. Luego se puso una máscara con el rostro del presidente chino Xi Jinping.

Tras un segundo intento en vano, la dirigente, cuyo nivel de popularidad se encuentra bajo mínimos, acabó marchándose escoltada del edificio.

Poco después se difundió un video pregrabado del discurso, en que Lam anuncia ayudas financieras y el aumento de ofertas de alojamientos y terrenos para resolver la escasez de vivienda.

Los alquileres hongkoneses están entre los más caros del mundo.

¡Comparte!

* * *


Responder

Tu e-mail no seá publicado.