Párroco Rápido y Furioso
José Luis Martínez Sánchez.
En estado de ebriedad y “jugando” arrancones, fue detenido en el municipio de Tulancingo, Hidalgo, el párroco de la iglesia de Honey, José Luis Martínez Sánchez.

PACHUCA.- En estado de ebriedad y “jugando” arrancones, fue detenido en el municipio de Tulancingo, Hidalgo, el párroco de la iglesia de Honey, estado de Puebla, José Luis Martínez Sánchez.

Así lo confirmaron autoridades de la Dirección de Seguridad Pública y Tránsito de Tulancingo, quienes detallaron que el sacerdote fue sorprendido en avanzado estado de ebriedad mientras conducía a exceso de velocidad sobre la avenida Juárez de esa ciudad.

El párroco fue detenido a bordo de una camioneta Silverado color negra, con placas de circulación 332VHC del Estado de México, luego de que estuvo a punto de provocar un choque con un microbús al estar “jugando” arrancones.

Ante este hecho, vecinos alarmados por el suceso y, sin saber que se trataba de un religioso, dieron la voz de alerta a Seguridad Pública, que desplegó un operativo para ubicar la unidad en la que viajaba Martínez Sánchez.

Una vez encontrada la unidad, se confirmó que el párroco iba al volante acompañado de quien se identificó como Mario Cruz Butar, de 40 años, quien junto a Martínez Sánchez registraron una medición de tercer grado en el alcoholímetro.

Por el grado de intoxicación etílica que presentaban, ambos fueron ingresados a la barandilla municipal, donde permanecieron al menos cinco horas, hasta que presuntamente personal del Seminario Mayor se presentó y pagó una multa de 3 mil 50 pesos.

¡Comparte!

* * *