No le gustó el espectacular

Héctor Miranda