Y en cultura no nos fue tal mal…

Héctor Miranda