Y el Centro Cultural se llenó de Armando Manríquez

Héctor Miranda