Terrenos en Cabo San Lucas

El pacto juanita de un matrimonio “Sui géneris” …

La realidad es que Mulegé se encuentra a la deriva

El cierre del año no pudo ser más “sui géneris” para quien manipula las políticas públicas y la administración del XV Ayuntamiento de Mulegé. Mira que aparecer con un millonario vehículo Ford Raptor de modelo reciente, después de haber sido señalado por el Órgano de Fiscalización Superior del Gobierno de BCS (OFS) con 208 observaciones en un País también señalado por la crisis y en un Estado donde la corrupción y el nepotismo campea en de las instituciones gubernamentales y en un Municipio donde hay trabajadores que ganan ochocientos pesos quincenales.

Esto, hace “únicos” a Pedro Osuna López y, a su cónyuge, la alcaldesa Cecilia López González quien, tal y como fue su pacto –juanita-, lo deja hacer de todo.

No hay límites para el gasto personal y para servilismo en Mulegé.

Apenas la semana pasada al XV Ayuntamiento de Mulegé le fueron notificadas 208 observaciones en la cuenta pública del ejercicio fiscal 2016, donde, según el OFS que depende del Congreso del Estado, la hacienda municipal de Mulegé presenta en su cuenta pública un cochinero que deberá resarcir, lo que viene a demostrar que, además la incapacidad para conducir una administración pública, lo dicho por la Alcaldesa en su segundo informe de labores -y reparto de culpas-, fueron puras mentiras.

La realidad es que Mulegé se encuentra a la deriva.

A diez meses de dejar el cargo, no se ve en el Ayuntamiento mulegino nada de importancia en obras y políticas públicas, que no sea el artificial “glamur” con el que se conducen el matrimonio Osuna González y sus funcionarios más cercanos donde sobresalen el compadre y, familia, quienes ganan sueldos estratosféricos y ocupan los puestos donde circula el mayor presupuesto.

La opacidad con la que se conducen en el XV Ayuntamiento de Mulegé quedó claro en el remedo de página sobre transparencia donde no te dicen nada y donde la manipulación de la nómina, entre otros datos de relevancia financiera, es el “trabajo” que sus especialistas en finanzas realizan, mientras que las fugas de dinero no tienen fin.

Ya al inicio de su gestión, este Ayuntamiento que se la ha llevado repartiendo culpas, había inflado la nómina de manera tal, que no había otro precedente desde que, curiosamente, el cónyuge de la alcaldesa gobernó Mulegé del 2002 al 2005 donde infló la nómina en un 250% para pagar favores de campaña.

Hoy pasa lo mismo. Un ejército de hombres y mujeres –que estaban sin empleo y, otros jubilados-, fueron empleados para hacer campaña a favor de Pedro Osuna López y Edith Aguilar Villavicencio, quienes cumplieron ya más de dos años en plena campaña y haciendo de la Administración Pública Municipal de Mulegé -literalmente-, un cochinero, según dictamen de la OFS.

Nada tenemos los ciudadanos comunes muleginos de que sentirnos satisfechos con la actual Administración Municipal. No hay obras de relevancia social y, las que se han podido consolidar, son de programas federales y estatales que ya tenían su curso, pero hablar de proyectos concebidos por el XV Ayuntamiento de Mulegé, no existen, no hay.

La readscripción de obras a sitios de interés económico familiar que se dio hace algunas semanas es parte de este cochinero.

La obra cumbre anunciada por el cónyuge, no por la propia alcaldesa, fue la construcción de la casa del estudiante mulegino, una obra inflada en su presupuesto y que permanece congelada por falta del mismo y, que según expertos en desarrollo social, es una obra innecesaria ya que existen otros esquemas modernos para ayudar económicamente a los estudiantes de escasos recursos, pero que por todo lo que genera en infraestructura y servicios, es una obra que elevará la plusvalía (aumento del valor de una cosa, especialmente un bien inmueble, por circunstancias extrínsecas e independientes de cualquier mejora realizada en ella), a los terrenos de la zona donde, curiosamente, entre los propietarios aparecen funcionarios y ex funcionarios públicos muy cercanos al matrimonio y que fueran enajenados cuando Pedro Osuna López gobernó Mulegé.

La justicia contra los gobiernos corruptos y abusivos es un grito perdurable en este México nuestro. Y aunque en Mulegé estas exclamaciones han sido apagadas aprovechando la necesidad de la gente en unos casos y, en otros, de su ambición, el tiempo para la justicia sigue cerrando la pinza.

Es curioso leer consignas en las redes sociales, contra el gobierno federal por funcionarios y gente que se beneficia del cochinero que se genera en el XV Ayuntamiento de Mulegé, mientras que, de sus propios abusos y excreciones, hacen un mutis cómplice y cobarde.

Cierra pues el año 2017 con negros augurios para la transparencia en ejercicio público del Municipio de Mulegé y con nuevos juguetes para quienes hacen del gobierno municipal, su coto familiar.

Mosaico Político

La declaración de la dirigente estatal priísta, Gabriela Cisneros Ruiz, fue tomada por algunos priístas, los más cercanos a ella, como un mensaje de poder, mientras que, para otros, los más lejanos a ella, como algo que les preocupa… La fecha fatal para conformar las alianzas en BCS es el cuatro de enero… De este tema no quiso opinar el Senador Ricardo Barroso Agramont quien no mostró interés siquiera de contestar las llamadas… Gabriela Cisneros Ruiz estará hoy en Santa Rosalía y seguramente escuchará sobre el tema donde los priístas muleginos esperan esta vez, decidir ellos por su futuro inmediato…Para el que no tiene nada, la política es una tentación comprensible, porque es una manera de vivir con bastante facilidad. Miguel Delibes (1920-2010) Escritor español.


* * *


Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.