Terrenos en Cabo San Lucas

Paradojas y asombros del periodismo

Enrique Atonal*

 Dos sucesos significativos para el periodismo francés ocurrieron el miércoles 29 de junio.

En primer lugar el semanario satírico Le Canard Enchainé publicó una relación de los periodistas y directivos de diarios franceses que escribieron artículos favorables al régimen de Ben Ali (el dictador tunecino) a cambio de viajes con todo pagado. Lo más escandaloso del caso es que este gobierno tenía pagada una agencia para “reclutar”, perdón, para invitar a los periodistas elegidos. Prensa y televisión son los más cortejados, pues de todo evidencia se trata de un problema de “imagen”. El semanario Le Canard, toda una institución en Francia, publica un muestrario de las lambisconerías escritas a favor del personaje barrido por el viento de la “primavera árabe”, después de los viajecitos.

Señalemos que sólo son algunos diarios los concernidos, pero como se señala en la red, esta noticia no ha sido comentada por los grandes medios informativos. Nadie ha denunciado el peligro que significa para la información este tipo de prácticas que no son nuevas, pero siguen sorprendiendo mucho. 

Ahora se comprende la buena prensa que tenía Ben Alí en Francia, a pesar de las denuncias de muchos residentes tunecinos. Hasta enero de este año Ben Alí era un amigo del poder en Francia, y la prensa, los medios, son poder.

El Canard Enchainé es un medio que nos ayuda a desconfiar del consenso informativo y normalmente sus informaciones causan escándalo, son escandalosas, pero en un 99 por ciento ciertas.

La otra información de ese miércoles es la liberación de dos periodistas de tv que estuvieron secuestrados en Afganistán. Independiente de su alegría por haber sido liberados, los ex rehenes desafiaron la autosatisfacción gubernamental con sus primeras declaraciones. Afrontaron de lleno la polémica que siguió su secuestro. Los dos periodistas que trabajan para la televisión de estado fueron acusados de irresponsabilidad y falta de preparación cuando se supo su secuestro. Una sospecha que refutaron con vigor en sus primeras declaraciones. Además dijeron que el buen periodismo es el que se hace en el terreno y que seguirían intentando trabajar así.

Y la semana concluye con el caso Straus Kahn. El periodismo feminista ha lanzado tinta-hiel desde que se supo el caso, sin para mientes en lo ocurrido. En lo más álgido de la cacería contra DSK recordé la historia que Cervantes cuenta en el Quijote, en el que una mujer acusa injustamente a un comerciante de violación. La solución de Sancho ante ese conflicto de testimonios es notable. Está en la segunda parte, cuando Sancho es gobernador de la ínsula.

Pero una vez más el papel del periodista y su aproximación a su oficio y a como da cuenta de la realidad esta en entredicho.

 * Periodista de  Radio Francia Internacional desde hace 20 años. Es productor, reportero y locutor de sus programas en la sección en español de RFI.


* * *


Una Respuesta de Paradojas y asombros del periodismo

  1. VENANDIO PRIMO DE SANCHO 04/07/2011 en 10:40 PM

    COMO DIJO HOY CASTAÑEDA ; LOS ESPIRITUS ESTAN SUELTOS. DSK ESTA IBRE Y ZARKOZY ES PRESO EN SU PROPIO DEMONIO CONSTRUIDO

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.