Carlos Mendoza Davis, tuvo aciertos antes y después de su arribo al poder.

Reto

Carlos Mendoza Davis, tuvo aciertos antes y después de su arribo al poder. De todos destacó uno que lo viví. Y fue el buen manejo de los medios de comunicación donde destacó un grupo de profesionistas jóvenes. Ellos fueron encabezados por Carlos Rochín y Jesús Sobarzo. Una mancuerna que dio resultados. El trabajo muy profesional de este equipo contribuyó a la victoria electoral que se llevó todas las posiciones políticas. Al llegar al poder recibieron sus recompensas y creo que lo han hecho excelente también en los cargos que recibieron. Uno de ellos Carlos Rochín alcanzó una importante posición que tiene especial relevancia en estos tiempos. Y es el liderazgo del Partido Acción Nacional que gobierna al estado y el municipio de Loreto y mantiene en el Congreso algunas posiciones legislativas-no muchas-. El reto de Rochín es mayúsculo. De entrada tiene que borrar la imagen nefasta e inútil de los anteriores presidentes. Los liderazgos de Herminio Corral y Rigoberto Mares, destacaron por lo mediocres. Fueron solo invitados de piedra en los últimos cuatro años. La soberbia los alejó de la militancia. Y esta los castigó, quitándoles votos y bajarlos de la posición de primer nivel en el que estaban. Otro pecado capital que cometieron es el olvido que les ganó la delantera. Se les pasó por alto que ellos encabezan un partido para fortalecer a un gobierno. La conchudez que los distinguió los llevó a ser ellos los benefactores de canonjías y privilegios. Y se llevaron posiciones políticas inmerecidas. Esto no debe pasarle a Rochín. Si quiere trascender en su liderazgo, tiene que bajarle varias rayitas a su ego. Después entender a la militancia y responderle. Y el más importante el darse cuenta de que su papel es defender al gobernador. Y divulgar la vasta obra que ha hecho el gobierno de Carlos quien ahora es víctima de quienes quisieran verlo de rodillas, postergado a caprichos económicos y políticos. Rochín fue la mejor decisión para el PAN su contrincante nunca representó riesgo. Para ella era una vacilada entrarle a la contienda que no le pertenecía, ni mucho menos merecía. Y todo por su desempeño gris en las tareas que el panismo le encomendó en los dos gobiernos. Y porque Carlos es el idóneo debe dar buenas cuentas. Y el tiempo ya está corriendo. Pies en la tierra, para empezar.

Pequeño

Nadie sabía nada de él. Solo sabíamos que se llamaba Carlos y que se apellidaba Pequeño. Llegó solo, sin nada. Un pantalón café, una camisa blanca desteñida. Y unos guaraches de hule, de llanta. Fue don Carlos un personaje que llegó en los setenta a Insurgentes. Y nadie lo recuerda. Yo sí, porque fue mi amigo, mi cómplice. Mi patrón. Al tiempo de su arribo se reveló como el mejor curandero de los alrededores, Hacia embrujos, curaba salaciones. Y su especialidad; limpias. Una mañana de un sábado equis, lo visité en su jacal. Me contrató a los seis años. Mi chamba era comprarle en La Quemazón todos los ingredientes para su oficio; brujo. Me pagaba bien y me contaba historias. Eso sí, nunca me hablaba de él. Una vez que me porté mal con mi mamá, me prohibió que fuera con él. Y para humillarme y castigarme más lo contrató para que me hiciera un “trabajito” Y lo hizo. Por la noche yo estaba descansando, en mi camita, en ese jacal, que mi madre construyó con sus manos. Y de pronto escuché ruidos de cascabeles. Era don Carlos que venía danzando con unas ramas de pirul y de laurel. Atrás mi madre con una sonrisa pícara seguía el ritual. Ahí está el grosero, me señaló con ese índice flamígero. Y de pronto sentí un ramalazo. Unas oleadas de incienso. Y al acercarse a mí, me cerró un ojo en señal de complicidad. Otros varejonazos. Y a cobrar. Listo, doña Mari. Ese chamaco, va portarse bien. Y si, cambié un poco… El tiempo se llevó a Carlos Pequeño. Tal vez del único que se despidió fue de mí. Me voy a otro lado, nunca regresare. Y lo cumplió.

Agua

El cuidado de nuestro entorno y de nuestros recursos naturales es un compromiso y una prioridad que como Estado tenemos”, señaló el secretario General de Gobierno, Álvaro De la Peña Angulo, en el marco del foro “El Agua es Vida, No a la Minería”, realizado por las asociaciones civiles S.O.S. y Frente Ciudadano en Defensa del Agua y la Vida en BCS. Acompañado por la secretaria general del Ayuntamiento de Los Cabos, Rosa Delia Cota Montaño, Blanca Pedrín Torres y Jesús Echeverría  Haro, representantes de la sociedad civil organizada, el Secretario de Gobierno, refrendó el compromiso que la actual administración pública estatal tiene con el medio ambiente, no sólo por ser un ícono a nivel mundial y un atractivo para quienes visitan la entidad, sino porque el cuidado de la naturaleza es sinónimo de un desarrollo sustentable y de una calidad de vida para las familias sudcalifornianas, indicó. Al tiempo que puntualizó que si bien las bellezas y riquezas naturales de Baja California Sur, son fuente de la principal actividad económica y productiva de la zona como lo es el turismo, también es cierto, comentó, que es el patrimonio de las futuras generaciones, por lo cual su cuidado es fundamental y se hace a través de políticas públicas que privilegien su resguardo, agregó.

Vidas Paralelas

La libertad de expresión es lo más sagrado en la vida. El atentar contra ella es lo más condenable. Por ello repudio y denunció públicamente el hackeo perverso y criminal que manos cobardes atentaron contra el compañero y hermano Víctor Octavio García Castro a quien le inutilizaron su cuenta de Facebook. Esta y otras agresiones recibidas son solo una muestra de la barbarie y el totalitarismo cabalgante. ! Ya basta!.. Y con esto nos despedimos. No olviden: hagan el bien y sean felices.

¡Comparte!

* * *