Terrenos en Cabo San Lucas

Balconeando / ¡Más deuda pública!

Por segundo año consecutivo quién todavía cobra como alcalde de La Paz, analiza solicitar un recurso extraordinario de hasta 35 millones de pesos al Gobierno del Estado para poder cubrir los pagos de fin de año a los trabajadores municipales. . . ¿Qué tal?

Quien todavía devenga un sueldo como alcalde de la ciudad de La Paz, confirmó a inicio de su gestión serían cerca de mil los trabajadores los que despediría del Ayuntamiento, y que esa decisión estaba basada por los estudios realizados entre la Oficialía Mayor y la Tesorería Municipal, buscando así desahogar los gastos que corren por cuenta del erario.

La advertencia soltada por Armando Martínez Vega se cumplió solo a medias, pues los proscritos fueron unos cuantos y cuya característica principal fue ser militantes del PRI  o bien gentes cercanas a su antecesora Esthela de Jesús Ponce Beltrán; en pocas palabras, les aplicó un juicio sumario sin derecho a defensa.

Según el alcalde, lanzar a esos mil burócratas “le daría un respiro” a su gestión con un ahorro mensual de poco más de 10 millones de pesos, argumentando que con ello se garantizaría la perfecta operatividad en los servicios de recolección de basura, bacheo, alumbrado y lo más importante, la seguridad pública.

Pero en cambio a tales medidas, los regidores que conforman el cuerpo edilicio del XV Ayuntamiento, con una mano en la cintura se gastan mensualmente más de un millón de pesos millones por el pago de nómina por los 83 trabajadores que tienen a su cargo; esto según información proporcionada por el Instituto de Transparencia.

Por ejemplo, el séptimo regidor emanado del Partido Acción Nacional y ex dirigente de los burócratas en el Estado, Maximino Iglesias Caro, resultó ser el edil que más subordinados tiene contratados dando un total de diez personas, y tan sólo en ellos el Gobierno Municipal eroga 147 mil 254 pesos al mes; o sea que en promedio cada uno percibe alrededor de 14 mil 725 pesos.

Otro más es el tercer regidor Pablo Ojeda Meza, a quien se le contabilizaron ocho personas a su cargo, y donde la administración municipal dispensa por ellos 136 mil 735 pesos para liquidar el sueldo de los asistentes a su mando.

Por su parte, el presidente del Partido Verde Ecologista de México en la entidad y también noveno regidor en el Ayuntamiento de La Paz, Ramón Alejandro Tirado Martínez, tiene a trece entes contratados para su servicio por cuenta y costo del erario público, desembolsándose por estos 98 mil 675 pesos mes a mes.

En contraste a lo anterior, la regidora con menos personal contratado es la priista Rosalva Tamayo Aguilar, quien sólo tiene a disposición a tres personas y por las que el Ayuntamiento contribuye con 42 mil pesos mensualmente.

Así, en promedio, cada uno de las 83 personas que laboran para los trece regidores de La Paz devengan un salario aproximado de 15 mil 747 pesos cada uno.

Usted se preguntará: ¿Y a qué viene todo esto? Bueno, pues a que por segundo año consecutivo quien todavía se adjudica un sueldo como alcalde de La Paz, analiza volver a solicitar un recurso extraordinario de 35 millones de pesos al Gobierno del Estado para poder cubrir las liquidaciones de fin de año de los trabajadores municipales, tales como lo son el aguinaldo, sueldo y otras prestaciones. ¿Qué tal?

Y es que Armando Martínez Vega dio a conocer con pompa y guante que será durante los próximos días cuando sostendrá reuniones con la Secretaría de Finanzas de Gobierno del Estado para revisar el tema de los pesos y centavos, ello y a pesar de que ha orquestado una serie de planes de descuentos en el pago de impuestos y en las cuotas por el servicio de abastecimiento de agua potable en los hogares de las familias paceñas.

Así, pese a los despidos que se dieron por órdenes del alcalde paceño, resulta que el gasto de nómina de la actual administración se redujo muy poco, pasando de 57 millones 110 mil 541 pesos que se liquidaban en el año 2015, a 56 millones 780 mil 881 pesos que se pagan actualmente de nómina por los 3 mil 218 empleados con los que labora el Ayuntamiento.

Luego entonces la hipótesis sería que la alta burocracia simplemente se subió sus retribuciones y privilegios, y aunque se dieron de baja trabajadores burócratas, también se dieron de alta a nuevos afines a Armando Martínez Vega con salarios y prerrogativas más costosas, pues esa es la única explicación lógica que hay en las cifras de pago de sueldos entre la anterior y actual administración, cantidades que son prácticamente las mismas aun y con los desocupados militantes priistas que se dieron voluntariamente a fuerza.

¿Le suministrará el Gobierno del Estado los 35 millones de pesos que busca obtener Armando Martínez Vega? La verdad que no lo sé, y mientras algo sucede al respecto quien esto escribe mejor seguirá BALCONEANDO. . .


* * *


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.