Terrenos en Cabo San Lucas

Balconeando / Descaro y desparpajo

El descaro y el desparpajo también pueden ponerse en evidencia cuando una persona actúa en contra de la ética racional, y sin embargo sigue adelante con ese tipo de acciones. Un ejemplo: Sonia Murillo Manríquez. . .

Tras varias semanas de haberse escrito en diferentes medios sobre el tema del supuesto caso de nepotismo en que incurrió el titular de la Secretaría de Educación Pública, Héctor Jiménez Márquez, la contralora general del Gobierno del Estado, Sonia Murillo Manríquez, ha declarado simplemente que la información sigue a medias y que aún falta mucho que investigar y documentar.

Y es que al sostener una reunión de trabajo con diputadas y diputados del Congreso del Estado, la contralora del Gobierno del Estado, Sonia Murillo Manríquez, les jugó el dedo en la boca a los representantes populares diciéndoles que la dependencia a su cargo realiza una investigación acerca de lo relacionado con el secretario de Educación Pública de la entidad y la presunta doble plaza que ostenta su hijo, y se sostiene eso del dedo en la boca porque de ahí no paso la cosa y los excelsos legisladores se quedaron nada más mirándose los unos a los otros.

Ante esto, el pasado 31 de octubre, una docena de legisladores locales dialogaron Sonia Murillo Manríquez, quien les expresó que en ese momento no les podía ofrecer ningún tipo información sobre la investigación que se está realizando en torno a Jiménez Márquez y su vástago, ello porque se violaría la secrecía y traería consecuencias legales tanto para ellos como para quienes están sujetos a la indagatoria, precisando que todo lo que se hace se encuentra sustentado en la ley, e indicándoles que no puede hablarse de sanciones puesto que es una investigación en marcha.

Con el glamuroso garbo y salero que le caracteriza a la contralora Murillo Manríquez, puntualizó que la institución que representa está siguiendo todos y cada uno de los pasos que marca la normatividad en cuanto a procedimientos y tiempos para desahogar este proceso administrativo se refiere, y que ocupaba de más tiempo, cuando menos de un par de semanas más, pero ese plazo solicitado por la “Doña” ya se cumplió y el resolutivo final aún brilla por su ausencia.

Por eso es curioso que los que estaban presentes en la Sala de Comisiones “Armando Aguilar Ruibal”, o sea Alfredo Zamora, Marco Antonio Almendáriz, Diana Von Borstel, Eda Palacios, Rodolfo Davis, Joel Vargas, Rosa Delia Cota, Venustiano Pérez, Guadalupe Rojas, Camilo Torres, Amadeo Murillo y Patricia Ramírez, no hayan dicho ni pío todavía, a no ser que no solo se les haya estropeado la brújula sino también su calendario.

El único que ha insistido sobre el tema  abiertamente ha sido el diputado Joel Vargas Aguiar, quien de nueva cuenta le ha pedido a Sonia Murillo Manríquez que agote todos los procedimientos legales que se siguen en el caso de la doble plaza que ostenta Ángel Isaac Jiménez Peñaloza.

El par de pronunciamientos que ha realizado Vargas Aguiar los ha  dejados asentados desde la máxima tribuna del Congreso del Estado, esto en el sentido de que  se tiene que investigar a fondo a los dos servidores públicos, o séase tanto a Héctor Jiménez Márquez como a su hijo Ángel Isaac Jiménez Peñaloza.

Además el mismo parlamentario local dio a conocer que en el transcurso de los próximos días la Fracción del Partido Revolucionario Institucional le hará llegar un oficio a la mismísima Sonia Murillo Manríquez, ya que la sociedad sudcaliforniana requiere que se esclarezca este caso lo antes posible y se castigue sin miramiento alguno a quien infrinja la ley tal y como parece sucedió con el padre e hijo de apellido Jiménez.

Y aunque hay quienes aseguran que este caso conlleva consigo tintes políticos, eso es falso de toda falsedad, dado que la solicitud de la investigación la aprobaron legisladores de todas las expresiones políticas y sociales representadas en el Congreso del Estado, quienes en su momento con su actuar se manifestaron a favor de la transparencia en el ejercicio del servicio público en el estado.

Así que si algún parroquiano llega a requerir de alguna información a través de la Contraloría General del Gobierno del Estado, bueno será que lleve una bolsa con empanadas de frijol dulce y un termo con café de talega, pues con Sonia Murillo Manríquez dos semanas se convierten en meses de espera sin respuesta alguna, y como dudo que en algo cambie este descaro y desparpajo, mejor quien esto escribe seguirá BALCONEANDO. . .


* * *


Una Respuesta de Balconeando / Descaro y desparpajo

  1. Jesus Alberto 15/11/2017 en 9:45 AM

    Buena nota, ojala le des seguimiento a las acciones de esta acomodaticia funcionaria

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.