Terrenos en Cabo San Lucas

Balconeando / ¿A qué costo?

La Manifestación de Impacto Ambiental del proyecto de inversión “Tres Santos” ingreso en mayo del año 2013, ello en la modalidad de particular, y dos meses después, el 28 de julio del 2013, fue presentado como complejo turístico en una reunión pública de información. . .

Para quien no lo sepa, la férrea oposición que siempre mantuvo el abogado de la Sociedad Cooperativa “Punta Lobos”, John Moreno Rutowsky, en contra del desarrollo “Tres Santos”, fue por una serie de irregularidades que ha señalado una y otra vez. Uno; el inicio de la primera etapa de construcción del proyecto sin haber solicitado previamente al cabildo paceño en pleno el cambio de uso de suelo de la zona del proyecto de inversión, y el cual está tipificado de “uso forestal”. Dos; la edificación de un muro de protección sin licencia de construcción. Tres; el relleno de un estero y zona de anidación de peces y aves. Y cuatro; la construcción del proyecto en más de mil metros cuadrados en una zona que fungía de resguardo y estacionamiento de las lanchas de un grupo de pescadores que mañosamente fue desplazado de esa zona.

También para quien no lo sepa el director responsable de Obra de “Tres Santos” es ni más ni menos que Marco Antonio Domínguez Valle -esto según se marca en la licencia ACPO123/13- y gracias a la red de complicidades que tendió, ello cuando ocupó el cargo de director de Desarrollo Urbano, Asentamiento Humanos y Ecología del Ayuntamiento de La Paz, operó en absoluta impunidad y traficó con las influencias sin siquiera ser requerido por el gobierno del presidente municipal de La Paz, Armando Martínez Vega.

De hecho también para quien no lo sepa,  el “Programa Subregional de Desarrollo de Todos Santos, El Pescadero y Las Playitas”, aprobado en la administración de Esthela de Jesús Ponce Beltrán, no avanzó rápidamente como lo tenían planeado y hubiesen querido los impulsores del proyecto de inversión de “Tres Santos”, o sea la Inmobiliaria Punta Lobos S.A. de C.V, misma que es representada legalmente por el ex candidato a diputado del PRI por el VI Distrito Electoral Local, Jorge de Jesús Santana Osuna, y la firma United Investments S.A de C.V, así como Grupo Salas, encabezado por Fernando Salas Vargas.

Además para quien no lo sepa el creador e impulsor del proyecto de ese corredor turístico fue Marco Antonio Domínguez Valle, y en su calidad de director de Desarrollo Urbano, Asentamientos Humanos y Ecología del XIII Ayuntamiento de La Paz, tuvo que esperar pacientemente la consumación del programa subregional porque el Ejido Todos Santos se inconformó, y exigió una evaluación de expertos e interpuso un amparo federal, ya que algunos de sus predios fueron catalogados como áreas inundables, y el plan de detonar la zona prácticamente se detuvo por medio año, casualmente cuando la explosión inmobiliaria se detuvo en México por la crisis financiera de Estados Unidos en 2008.

Para mala fortuna del núcleo ejidal, el juicio de amparo sobreseyó en su contra, por lo que la administración de la ex alcaldesa Esthela de Jesús Ponce Beltrán le dio la estocada final, esto cuando en mayo de 2012 se aprobó finalmente el Programa Subregional de Desarrollo de Todos Santos, El Pescadero y Las Playitas.

Un año después y con el terreno completamente planchado, el 16 de diciembre de 2013 para ser exactos, la delegación de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales encabezada en ese entonces por José Carlos Cota Osuna, resolvió el expediente 03/MP-0058/05/13 sobre la Manifestación de Impacto Ambiental del Desarrollo Turístico Integral, “Playa Santos, Todos Santos BCS”, y fue autorizado, aunque posteriormente el nombre comercial fue cambiado y pasó a ser simple y sencillamente “Tres Santos”.

La Manifestación de Impacto Ambiental del proyecto de inversión ingreso en mayo del año 2013, ello en la modalidad de particular, y dos meses después, el 28 de julio del 2013, fue presentado el proyecto del complejo turístico en una reunión pública de información.

Así la firma “Mira Companies”, filial del corporativo “Black Creek Group” y con inversionistas en bienes y raíces de Denver, Colorado, fueron los principales impulsores del proyecto “Tres Santos”, presentaron la denominada MIA y contraviniendo de entrada el reglamento ambiental mexicano.

En el año del 2014 y después de su aprobación, inició su construcción. Las 800 hectáreas sirvieron para justificar la destrucción de un sistema de tres humedales bajo el argumento de los inversionistas de tener una autorización que data del 7 de enero de 1981, bajo el oficio con número de el folio 23/585, y el cual no es otra cosa que un permiso dado por la extinta Secretaría de Agricultura y Recursos Hidráulicos a través de la Jefatura del Programa Forestal.

Durante el largo proceso de planeación de “Tres Santos”, el 2 de marzo de 2007, José Santana Piñeda, presidente del Consejo de Administración de la Inmobiliaria Punta Lobos, S.A de C.V, sospechosamente consiguió que la Delegación de la SEMARNAT otorgara el oficio BCS.02.02.0255/07 donde se desprende la no objeción o ratificación para instalar el desarrollo que planeaba en un principio, y por lo tanto, no era necesario solicitar el cambio de uso de suelo en terrenos forestales por la limpia que había hecho anteriormente.

Después de iniciar la primera etapa en 2014, los proyectistas sospechosamente cambiaron el nombre de “Playa Santos” y le pusieron al proyecto el de “Tres Santos”. La firma inmobiliaria justificó que se trató de cuestiones de marketing, y no de la mala imagen que obtuvo en todo el proceso de autorización hasta antes de comenzar a consumar la construcción.

Como puede verse los directamente afectados son los propios pescadores de la “Cooperativa Punta Lobos”, y quienes durante desde el arranque de construcción del proyecto hicieron voltear a la ciudadanía hacía “Tres Santos”, a pesar de que las autoridades y el propio alcalde de La Paz, Armando Martínez Vega, se hicieron de la vista gorda.

El gobernador Carlos Mendoza Davis durante una visita que realizó a las instalaciones de “Tres Santos” en mayo pasado dijo que ese desarrollo traerá múltiples beneficios pues generará muchos empleos formales al privilegiar la mano de obra local. ¿Pero a qué costo? ¿Con que afectaciones sociales? Y más aún: ¿Bajo cuanto manto de corrupción? Bueno, pues habrá que seguir Balconeando. . .


* * *


Una Respuesta de Balconeando / ¿A qué costo?

  1. Antonio 03/07/2017 en 7:48 PM

    Poderoso caballero es don dinero

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.