Velocidad, emoción y talento en el parque del Mezquitito

Héctor Miranda