Tiene La Paz deplorables condiciones para el turismo

Héctor Miranda