Siguen los derrames de aguas negras

Héctor Miranda