Preocupa a la iniciativa privada la imagen urbana del puerto

Héctor Miranda