Para alcanzar cupo, acampan 170 padres afuera de una secundaria

Héctor Miranda