No es sano para el Estado ni para el PRD que gobierne LAD

Héctor Miranda