No alcanza el dinero para hacer festejos patrios caros

Héctor Miranda