Denuncia trabajador infrahumanas condiciones de la empresa de seguridad privada Erco

Pamela Padilla Soto 

Roberto Cota Briceño, inspector laboral de la Secretaría del Trabajo acudió para checar las condiciones de trabajo, seguridad e higiene, así como capacitación y adiestramiento, para que vaya de acuerdo a los derechos que deben tener los empleados.

Roberto Cota Briceño, inspector laboral de la Secretaría del Trabajo acudió para checar las condiciones de trabajo, seguridad e higiene, así como capacitación y adiestramiento, para que vaya de acuerdo a los derechos que deben tener los empleados.

Malas condiciones de vivienda, un salario distinto al ofrecido, largas jornadas laborales sin paga y un nulo apoyo para su alimentación, fueron algunos de los puntos denunciados por un trabajador del cuerpo de seguridad privada Erco, quien de manera anónima, por temor a represalias, interpuso una queja ante la Coordinación Municipal de Derechos Humanos.

En la misma, mencionó que varios de ellos son contactados en otros estados del país para venir a trabajar al municipio, pero al llegar las promesas son falsas, motivo por el que las autoridades de Derechos Humanos acudieron a cerciorarse, situación por la que invitaron a la Procuraduría de la Defensa del Trabajo.

“Al llegar nos dimos cuenta la forma infrahumana en la que están viviendo, en unos campers, algunos hasta debajo de los mismos, hay un encharcamiento de aguas completamente sucias que les pueden acarrear alguna infección”, manifestó Jesús González Ceseña, coordinador municipal de Derechos Humanos en Los Cabos.

Al intentar buscar a alguna persona con quien hablar al respecto, fueron abordados a las afueras de un edificio señalado como las oficinas, por una señora quien se hacía acompañar por un elemento de seguridad, quienes en todo momento tomaron fotografías y video, además de atender a las autoridades de manera descortés y a la defensiva.

Cuando las autoridades trataron de explicar su presencia y solicitaron el nombre de la mujer, ella se negó a darlo, pero exigió tanto a ellos como a los medios de comunicación presentes, que se identificaran, a modo de intimidación.

“Al llegar aquí, en una forma prepotente y grosera nos trató la supuesta secretaria, nos impidió al acceso a donde tienen los dormitorios los trabajadores, porque saben ellos perfectamente bien que es un muladar en donde están viviendo”, puntualizó el profesor Ceseña.

Cuando los ánimos disminuyeron, las autoridades hicieron un segundo intento en buscar a algún superior, pero volvió a salir la señora tratando de conseguir datos personales, por lo que Derechos Humanos le explicó que ante su actitud, preferían tratar el tema directamente con sus superiores, por lo que le solicitaron que los visitara directamente en sus oficinas.

Por su parte, Roberto Cota Briceño, inspector laboral de la Secretaría del Trabajo acudió para checar las condiciones de trabajo, seguridad e higiene, así como capacitación y adiestramiento, para que vaya de acuerdo a los derechos que deben tener los empleados.

 “Evidentemente cuando llegamos se empezaron a dar situaciones extrañas, se pusieron a la defensiva, había gente adentro del lugar y de repente ya no, todo quedó en silencio; pudimos constatar desde afuera las condiciones insalubres y precarias en las que viven”, explicó Cota Briceño.

Tras varias llamadas que la señora hizo a la abogada de la empresa, aceptó recibir el oficio que llevaba el inspector Cota, en donde firmó con el nombre de Berenice Pabello, quien aclaró a las autoridades que previo a ser atendidos, deben hacer una cita; además aseveró que los empleados no son obligados a vivir en el lugar.

Tanto la Procuraduría del Trabajo como Derechos Humanos, estarán al pendiente del caso, además de que levantarán un acta circunstancial explicando todo lo sucedido y las condiciones de vivienda de las que pudieron percatarse, aunque intentarán conseguir que se les permita entrar al lugar.

Cabe destacar que en todo momento, las personas que aparecen en las imágenes tomaron fotografías y video tanto a las autoridades, los reporteros y los automóviles, incluso, aún estando en la vía pública, solicitaron en varias ocasiones que se retiraran del lugar.


* * *


4 Responses to Denuncia trabajador infrahumanas condiciones de la empresa de seguridad privada Erco

  1. CERESO 20/09/2012 en 7:42 PM

    ¿Y qué impidió que le dieron un par de cachetadas guajoloteras a esta pinche naca prepotente?

  2. FANTASMA77 21/09/2012 en 9:43 AM

    lo impresionante de estos casos es que la mayoria de estas empresas de seguridad son contratadas por tiendas y negosios grandes sin darse cuenta de que la empresa de seguridad privada no cumple con almenos el registro de su personal en el seguro medico lo que implica que la compañia que contrata el servicio de seguridad por ley se ara cargo de los servicios medicos en el caso de algun incidente a este personal.

  3. ni de aqui ni de alla 21/09/2012 en 11:33 AM

    y por que traer mas gente de otras parte si aqui hay un shingo de paisanada que no tiene trabajo

  4. choyero 100% 21/09/2012 en 6:19 PM

    por que los contratan por miseros 1,500.00 a la quincena y para ellos es una fortuna, ademas vienen a los cabos, y ni pasaporte les piden, se sienten en gringolandia

Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.