Italia y el Vaticano se protegen del ISIS

Sus gobiernos reforzaron la seguridad ante la amenaza de los yihadistas

isis

Libia vive un caos interno ocasionado por la lucha entre milicias de todo tipo por el poder, que deja la vía libre al ISIS para sumar adeptos.

 Roma.- Las autoridades de Italia y del Vaticano anunciaron que reforzaron las medidas de seguridad en sus territorios ante las amenazas de ataques islamistas.

Un día después de que el gobierno italiano aprobara medidas de seguridad adicionales, el nuevo comandante de la Guardia Suiza de la Santa Sede confirmó que las fuerzas del pequeño Estado también están bajo alerta

La Guardia Suiza, con 110 efectivos, conocida por sus uniformes azules, rojos y amarillos en estilo renacentista supuestamente inspirados en los frescos de Rafael, protege al Pontífice desde el año 1506.

Paralelamente, el comité de seguridad del gobierno italiano aumentó el nivel de alerta y confirmó la decisión anunciada la semana pasada de elevar el número de agentes y soldados que patrullan las ciudades y monumentos clave de tres mil a cuatro mil 800.

Desde los atentados al semanario satírico francés en París y sobre todo después de las 21 decapitaciones esta semana de cristianos egipcios en Libia por parte del grupo yihadista Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés), las amenazas de posibles atentados se han multiplicado.

En el video en el que se muestra la ejecución de 21 egipcios coptos, difundido el domingo pasado, el grupo yihadista amenaza con conquistar Roma y Europa, como prometieron al profeta Mahoma.

La amenaza, desde Libia

En Italia causó conmoción el hecho de que el video de la ejecución fuera grabado en la costa libia del mar Mediterráneo.

El ministro de Relaciones Exteriores, Paolo Gentiloni, explicó ayer que en Libia se corre el riesgo de que se fusionen militantes del ISIS con milicias locales, y considera que hay poco tiempo para hallar una solución política para ese país, dividido en diferentes bastiones de las milicias, algunas yihadistas.

Libia vive un caos interno ocasionado por la lucha entre milicias de todo tipo por el poder, que deja la vía libre al ISIS para sumar adeptos.

Los grupos yihadistas se desplazan por las extensas regiones del país que están completamente fuera de control, incluyendo las fronteras terrestres y marítimas.

Por ello, el canciller de Libia, Mohamed Elhadi Dayri, pidió ayer al Consejo de Seguridad de la ONU levantar el embargo de armas a su país para poder luchar contra los yihadistas.

Un proyecto de resolución elaborado por el grupo árabe de la ONU, destinado a levantar el embargo a la venta de armas a Libia, debía ser distribuido ayer a los 15 integrantes del Consejo de Seguridad por Jordania, único miembro árabe del organismo. Pero no se espera una decisión del Consejo en lo inmediato.

La medida fue respaldada también por el canciller egipcio, Sameh Shukri, quien también pidió que se permita que los Estados que deseen ofrecer su ayuda al gobierno libio legítimo puedan prestar asistencia.


* * *


Anúnciate en Peninsular Digital

 

¿Quires anunciarte en Peninsular Digital?

Aquí puedes descargar nuestras tarifas.

Email de contacto: publicidad@peninsulardigital.com.