Prevalecieron las descalificaciones sobre las propuestas en el segundo debate
Los movimientos estudiantiles parecieron cambiar la dinámica de discurso de los abanderados del PRI, PAN y Movimiento Progresista; los cuales incluyeron dentro de sus propuestas velados guiños para los jóvenes.
Los movimientos estudiantiles parecieron cambiar la dinámica de discurso de los abanderados del PRI, PAN y Movimiento Progresista; los cuales incluyeron dentro de sus propuestas velados guiños para los jóvenes.

Miguel Espinoza Sotelo

Desde relaciones estrechas entre ex gobernadores corruptos hasta la historia negra del PRI, Vázquez Mota no cesó de acusar y mantenerse en pie de guerra frente a los oponentes más fuertes: Peña y López Obrador, “me parece grave que haya convocado a los jóvenes ahí (Tlaltelolco)”, habló a  AMLO  recordándole que fue miembro del PRI y supuesto compositor del himno del PRI en Tabasco, “En 1971, yo estaba en primero de preparatoria, estaba yo muy jovencito”, respondió el perredista.

Mientras los candidatos a la presidencia, Andrés Manuel López Obrador, del Movimiento Progresista, y Enrique Peña Nieto, del PRI, se encargaron de reforzar los votos a su favor, siendo los contendientes favorecidos por las encuestas;  Josefina Vázquez Mota, la candidata del PAN, y el de Nueva Alianza, Gabriel Quadri, se mantuvieron en las descalificaciones a los punteros durante el segundo debate entre presidenciables. Todos los aspirantes se concentraron en mostrarse más propositivos que en el anterior encuentro. A  Quadri lo cuestionó por representar a un partido que favorece a la familia de Elba Esther Gordillo, para luego responder “No acepto chantajes”, cuando Quadri reviró a JVM, mencionando la existencia de un video donde la candidata llama “querida amiga” a la lideresa de maestros.

De las propuestas: EPN resumió su necesidad de convencer a los votantes de ser heraldo de la democracia, término que utilizo repetidamente, además de postularse por un gobierno de transparencia, apertura y participación ciudadana. AMLO, mantuvo su discurso invariable sobre austeridad republicana, bajar salarios a altos funcionarios públicos y el cobro de impuestos progresivos, además de atacar la corrupción para con esto ahorrar dinero público, con lo que asegura, el Estado ahorrará e invertirá en creación de empleos, destinando también más presupuestos a las universidades.  Reconoció que procurará una buena relación con Estados Unidos,  y puntualizó, “La mejor política exterior es la interior”. Para JVM su mejor opción de discurso fue el de elogiar y prometer la continuidad del gobierno panista, echando mano de la reunión G20 como símbolo de la buena presencia internacional de México, llamándola una oportunidad de recuperar el orgullo de ser mexicanos. Quadri, determinó convocar el voto de minorías (al hacer alusión al matrimonio entre personas del mismo sexo) y a aquellos a favor del aborto, siempre procurando preguntar sobre dichos tópicos a quienes le llevan una delantera indiscutible, de los cuales recibió pocas respuestas.

Los movimientos estudiantiles parecieron cambiar la dinámica de discurso de los abanderados del PRI, PAN y Movimiento Progresista; los cuales incluyeron dentro de sus propuestas velados guiños para los jóvenes.

¡Comparte!

* * *