Playas sucias y bolsillos vacíos, el saldo del Carnaval La Paz

Héctor Miranda