Perla Taddie García 

 Entrados los 90, el rock seguía dando pasos firmes, ahora el metal se abría paso en el gremio y su  primer exponente fue la banda “Cuantía” después llegó “Amorfia” ambas covereando a bandas nacionales e internacionales hasta que hace su aparición “Angel Cruzial” y el “Night Side” quienes formaron su repertorio interpretando música orginal. A finales de esta decada -90- diferentes géneros como el ska, punk y grunge invaden las “tocadas” o “barras libres”  que se realizaban en patios de casas o terrenos y algunas otras eran realizadas en La Casa de la Cultura o el teatro al aire libre de la Unidad Cultural Castro Agúndez o en el foro del Seguro Viejo. Muchos de los grupos exponentes de estos géneros fueron Los Rustik Punks (punk), Vortex (black metal), BWP (nu metal), Las Atómicas (rock), Push-a (harcore punk ska), Vértebra (happy punk), La Comadre Sebastiana (reggae-ska), Sonica (grunge punk). Con todas estas bandas sonando, la cultura musical de la Baja evolucionaba, bandas como La Comadre Sebastiana y Sonica tuvieron oportunidad de salir a otros estados de la república para participar en eventos culturales posicionándose a nivel nacional como verdaderos talentos sudcalifornianos.

A mediados de los 90 las tocadas de Rap estaban inclinadas a los géneros mencionados. Así que el Rap se escuchaba con  la clika en el barrio mas no en eventos y es aquí donde aparece la primera figura del Rap local que se aventuró a la organización de eventos para este género él es “JJ” conocido ahora como Aceldama otros más serían Yael, Huize, Rambo. A excepción de los dos primeros, los demás se mantienen en el movimiento a pesar de la baja que sufre actualmente, el dosmil congregó a una gran variedad de géneros que definieron una versatilidad de talento local.

¡Comparte!

* * *