No niega el diputado independiente Carlos Castro su afinidad con el PRI
Carlos Castro Ceseña
El diputado independiente y ex perredista Carlos Castro Ceseña acepta tener afinidades con el partido en el poder.

La Paz, Baja California Sur.- Luego de sus acercamientos con el Partido Revolucionario Institucional (PRI), el diputado independiente y ex perredista Carlos Castro Ceseña acepta tener afinidades con el partido en el poder y con sus legisladores, sin embargo prefiere no ser claro respecto a su inclinación a causa de la “ley electoral”.

“La propia ley electoral es muy específica y te limita a poder expresar algunas opiniones presentes y futuras, entonces en ese sentido somos respetuosos, yo soy muy respetuoso […] En su momento, cuando la propia ley nos lo permita, poder hacer una expresión más clara, lo haré”.

Castro Ceseña señaló que “hay afinidades, hay simpatías, hay amistades, hay coincidencias con diputados de la fracción parlamentaria del PRI”, pero aclaró que también “las hay con otros diputados”.

Igualmente, comentó que “muchas veces los escenarios nacionales difieren un poco de los escenarios, o un mucho, de los escenarios locales”, apuntando que en algunos estados sobran las coincidencias para que se den ciertas alianzas, mas en otras no es posible.

En el Congreso del Estado cuatro diputados renunciaron a su partido, mientras que a nivel nacional las tres fuerzas políticas más importantes se unen bajo un pacto, tomando esto en cuenta, se le cuestionó finalmente si en su opinión nos encontramos en una crisis de la partidocracia, a lo que respondió:

“Al inicio del gobierno federal de Enrique Peña Nieto llega la reforma laboral, llega la reforma educativa, llega el pacto entre las fuerzas políticas, en fin, yo creo que se van varios temas en blindaje donde van todos los partidos en apoyo y yo creo que eso está bien, habla de que podemos estar de acuerdo en muchas cosas […] Yo encuentro en este momento las condiciones para que izquierdas y todas fuerzas políticas encuentren temas en común”.

¡Comparte!

* * *