Ni Osito ni Bellavista, hay para las dos
El Osito Mandarín
Francisco Martínez Mora asegura que existe la posibilidad de apoyar a ambas estancias considerando el presupuesto que presentó la ganadora de la licitación y una vez subsanadas una serie de observaciones que la estancia Bellavista recibió de auditores federales.

La Paz, Baja California Sur.- Luego de las confrontaciones entre la estancia infantil Osito Mandarín y la estancia Bellavista, el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) podría otorgar licitación a ambas guarderías, reveló el delegado de la institución en la entidad, Francisco Martínez Mora.

En primer lugar, aclaró que “en lo personal” no está de acuerdo “en que cada dos años o a mediados de ciclo se tenga una licitación, porque si ganan se quedan los niños, pero si pierden hay que sacar a todos esos niños y llevarlos a la nueva estancia con todo el malestar para las madres de familia y para los niños”, sin embargo, dijo, “son las normas”.

Así, explicó las condiciones que encontró en la delegación a su llegada, mostrando que la licitación para estancias subrogadas fue otorgada legalmente a la Osito Mandarín y que luego de la inconformidad presentada al órgano de control interno del ISSSTE por la estancia Bellavista, el falló favoreció de nuevo a la primera guardería.

Sin embargo, Martínez Mora asegura que existe la posibilidad de apoyar a ambas estancias considerando el presupuesto que presentó la ganadora de la licitación y una vez subsanadas una serie de observaciones que la estancia Bellavista recibió de auditores federales:

“Yo confío en que este mes de mayo pudiéramos tener ya solventado todo en las instalaciones de la estancia Bellavista y que venga gente de México, o que nos autoricen por escrito, para que ya pueda abrir el contrato”.

El delegado subrayó que la revisión de “el área central” del ISSSTE determinó que Bellavista no sólo perdió la licitación por presentar costos más elevados, sino por “varias inconsistencias”, alrededor de doce, que hasta la primera semana de marzo de este año aún no habían sido subsanadas. Como una de las más trascendentales, recuerda, está el hecho de que no han contratado una póliza de garantía de al menos diez millones de pesos, la cual es obligatoria para las estancias infantiles.

Por último, adelantó que la delegación propondrá subrogar el cuidado de infantes de manera individual y no por estancia El pago base por niño rondaría los mil trescientos pesos mensuales:

 “Que nos quiten ese candado de licitar y que las madres de familia decidan […] siempre y cuando la instancia haya cumplido los requisitos”.

¡Comparte!

* * *