Leonel Cota, la manzana de la discordia en las candidaturas de la izquierda

Héctor Miranda