Las rancherías minadas por la sequía y ahogadas por el burocratismo

¡Terrenos a cuatro minutos del centro de Cabo San Lucas!