La toma de la SEP no terminará con los reembolsos del ISSSTE
toma de la sep
El Comité Ejecutivo Seccional Democrático aclaró que la toma de las instalaciones de la secretaría no culmina con el reembolso de los descuentos indebidos que el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) realizó a cientos de trabajadores de la educación.

La Paz, Baja California Sur.- El Comité Ejecutivo Seccional Democrático (CESD) Sección III espera sostener este viernes una reunión con el gobernador del estado, Marcos Alberto Covarrubias Villaseñor, lo que podría finalizar con la toma de las instalaciones de la Secretaría de Educación Pública (SEP). Los maestros escindidos del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) aseguran encontrarse en total disposición de dejar los edificios tomados en San José del Cabo, Ciudad Constitución, Santa Rosalía y La Paz, pero advierten que la negociación con el mandatario estatal deberá ofrecerles «una revisión a fondo de todas las violaciones que se han cometido” en la dependencia, como “asignación de diferentes tipos de plazas de manera irregular y violentando la relación de prelación de los no docentes y de los compañeros para ingreso al sistema, o sea, los que acaban de egresar de las Normales”.

Marco Antonio Olachea González, secretario general del Interior del CESD, explicó que recibieron una propuesta «del ejecutivo estatal» para reunirse este viernes 30 de noviembre a las siete de la mañana, por lo que han permitido el acceso al edificio de la SEP en La Paz a trabajadores de los departamentos de «pagos», «administración y finanzas», «recursos humanos», «parte de CENDI y lo que se refiere a carrera magisterial (…) Para que también la autoridad observe que de nuestra parte existe voluntad de salir adelante y de que las cosas se normalicen».

El secretario aclaró dos puntos acerca de esta manifestación, en primer lugar subrayó que se trata de la «toma de las instalaciones de la Secretaría de Educación Pública» y no de un paro laboral, a pesar de que en apoyo a su causa en Santa Rosalía se haya dado un paro escalonado el 28 y 29 de noviembre, así como en Cabo San Lucas el día 29 en primarias y en preescolar, al igual que las tomas de los edificio de Servicios Regionales de San José del Cabo y Ciudad Constitución.

Puntualizó: «las áreas que no están trabajando son precisamente las áreas con las que nosotros tenemos alguna problemática, sobre todo administrativa, que se tiene que analizar para darle una posible solución, me refiero a los diferentes niveles de los compañeros trabajadores, de inicial, de albergues, de primaria, de secundarias generales, de secundarias técnicas, telesecundarias, educación especial y educación física, ya que ahí es donde se están violentando los derechos de los trabajadores constantemente».

El apoyo de quienes suspendieron labores se dio «de manera natural”, aseguró. «Solos se organizaron» y «de manera escalonada» se unieron a la toma de las instalaciones, pues «ellos también padecen de algunos problemas que no tienen solución».

Afirmó que “hasta ahorita no existe ningún trabajador de base, ni de ningún tipo, que exprese su descontento hacia nuestra movilización, al contrario, incluso los trabajadores del mismo Centro SEP nos dan la razón de lo que estamos haciendo, nada más que tienen ciertos temores de operar igual que nosotros”.

En segundo lugar, aclaró que la toma de las instalaciones de la secretaría no culmina con el reembolso de los descuentos indebidos que el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) realizó a cientos de trabajadores de la educación, puesto que para eso ya se encontró una solución y durante la primera quincena de diciembre se normalizará esta irregularidad, eso sólo “fue la gota que derramó el vaso” para decidirse a contraatacar la “violación permanente a la Norma”.

Acerca de las recientes declaraciones de Mateo Casillas Ibarra, secretario general del SNTE en Baja California Sur (BCS), donde llamó grupo minoritario al CESD y descalificó su intervención a favor de los trabajadores de la SEP, Olachea González dijo que “es lamentable que una persona que se dice ser el dirigente estatal del magisterio en Baja California Sur, que está muy cuestionado su puesto (…) se preste a decir o declarar ese tipo de cosas, porque, para empezar, nuestro movimiento no es un movimiento minoritario. Incluso se nos dijo que éramos una veintena (…) No somos una veintena, y esta veintena tampoco está en Comondú, en Santa Rosalía, en Los Cabos”. Mateo Casillas, señaló su homólogo disidente, “tiene una perspectiva, una visión muy limitada”, añadiendo que al CESD cada día se suma más gente. “Y eso que no hemos convocado a un paro estatal aún”, culminó.

¡Comparte!

* * *