Irreversible el rechazo del gobierno estatal a minera Concordia

Héctor Miranda