Entre gritos y reclamos comparece el Procurador de Justicia

Héctor Miranda