El relleno sanitario, reflejo de una sociedad negada al progreso en cuestión de manejo de desechos
El relleno sanitario debería ser un módulo donde la basura se compactara y el espacio se redujera para satisfacer la necesidad de una pequeña ciudad que va en crecimiento, sin embargo visitar las instalaciones de este lugar es una  “pena social”.
El relleno sanitario debería ser un módulo donde la basura se compactara y el espacio se redujera para satisfacer la necesidad de una pequeña ciudad que va en crecimiento, sin embargo visitar las instalaciones de este lugar es una “pena social”.

Nuestra ciudad produce 400 toneladas de basura al día; desechos que por nuestra falta de cultura en cuestión de reciclaje no son divididos en orgánicos, inorgánicos y desechos tóxicos como baterías y aceites que son una fuente de oro para los 50 ó 60 pepenadores que acuden a la recolección de cobre, aluminio, ropa  y otros.

El relleno sanitario debería ser un módulo donde la basura se compactara y el espacio se redujera para satisfacer la necesidad de una pequeña ciudad que va en crecimiento, sin embargo visitar las instalaciones de este lugar es una  “pena social”. Los pepenadotes sin ninguna protección conviven entre moscas enormes, perros con sarna y gases tóxicos sin ningún tipo de protección; los trabajadores municipales sobreviven con  mil 400 pesos a la quincena, sueldo que apenas alcanza para comprar lo básico que no dura ni la quincena, menciona Juan Ramón Velázquez, encargado del relleno sanitario.

Además de los desechos comerciales y domésticos, reciben muchísimas llantas que durante un tiempo fueron  compactadas como parte de un programa de reciclaje que no tuvo mayor relevancia.

Así, Juan Ramón explica que la situación en el relleno es para “acostumbrarse” pues a pesar de que están expuestos a enfermedades provocadas por la insalubridad que hay en el sitio, sus defensas se acostumbran lo cual los ha hecho inmunes a estas condiciones infrahumanas para la vista de alguien ajeno al sitio.

Es por eso, que servicios públicos exhorta al gobierno a buscar la manera de generar una infraestructura que beneficie a los trabajadores directos e indirectos del lugar, donde se han encontrado hasta fetos y cadáveres entre los desechos de una sociedad negada al progreso en cuestión de desechos.

[nggallery id=137]
¡Comparte!

* * *