Da luz verde SEMARNAT al acueducto en la Pacífico-Norte
El proyecto se desarrollará en la Delegación de Bahía Asunción, Municipio de Mulegé, B.C.S., a 147 Km. al noroeste de la población de Santa Rosalía, partiendo del sitio conocido como Caja Rompedora de Presión “La Pilita” que actualmente recibe agua del acueducto proveniente del Ejido G. Díaz Ordaz.
El proyecto se desarrollará en la Delegación de Bahía Asunción, Municipio de Mulegé, B.C.S., a 147 Km. al noroeste de la población de Santa Rosalía, partiendo del sitio conocido como Caja Rompedora de Presión “La Pilita” que actualmente recibe agua del acueducto proveniente del Ejido G. Díaz Ordaz.

Las obras de instalación de un acueducto en la región Pacífico-Norte, solicitada por el Gobierno del Estado con el objetivo de abastecer de agua dulce a las comunidades de La Bocana, Punta Abreojos y San Hipólito en el Municipio de Mulegé y Punta Prieta fueron autorizadas por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) informó la delegación federal en la entidad. 

Solicitado a través de la Comisión Estatal del Agua, el proyecto aprobado es para los 112,410.00 metros faltantes que pasan por Áreas Naturales Protegidas bajo el amparo de la Comisión Nacional para la protección de estos santuarios destinados a la conservación de los recursos naturales (CONANP).

A pesar de que el acueducto habrá de pasar por el polígono de la Reserva de la Biosfera El Vizcaíno, el estado presentó una Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) misma que fue evaluada por la SEMARNAT, tomando en cuenta la opinión técnica de la CONANP.

El proyecto se desarrollará en la Delegación de Bahía Asunción, Municipio de Mulegé, B.C.S., a 147 Km. al noroeste de la población de Santa Rosalía, partiendo del sitio conocido como Caja Rompedora de Presión “La Pilita” que actualmente recibe agua del acueducto proveniente del Ejido G. Díaz Ordaz.

El beneficio social para los habitantes de las comunidades de La Bocana, San Hipólito, Punta Abreojos y Punta Prieta fue destacado por la dependencia federal.

Por ejemplo, la delegación habla en un comunicado en el que aplaude la decisión que en la comunidad mulegina de Punta Prieta la fuente de abastecimiento de agua dulce es mediante una planta desaladora con capacidad nominal de 40 m3/día, pero actualmente se encuentra en deficientes condiciones de operación produciendo agua salobre y al 50% de su capacidad (20 m3/día).Además esta planta no opera durante la marea baja, marejada o marea roja para no dañar las membranas. Por lo que la Cooperativa proporciona el agua en pipas.

 Asimismo la comunidad de San Hipólito, en la que el abasto de agua dulce es de igual manera cubierto por desalación produciendo inicialmente 25 m3 al día, pero actualmente se encuentra en la misma situación que Punta Prieta.

En La Bocana, igualmente se depende de una planta desaladora con capacidad de 240 m3al día. Actualmente sólo opera uno de los módulos, produciendo sólo la mitad de su capacidad, además de contener sales. La distribución se hace por medio de 2 pipas en 4 rutas, 2 veces por semana, por lo que la cooperativa  suministra agua en pipas desde El Vizcaíno (120 km) y en ocasiones desde San Ignacio (100 km) teniendo que realizar la dotación 1 día a la semana, que representan alrededor de 10 viajes de la pipa, para completar la dotación de la desaladora. El costo del suministro al total de la población es de $32,000.00, por 52 semanas al año da un importe de $1’664,000.00. En Punta Abreojos, la situación del agua dulce es similar a las descritas anteriormente.

Este proyecto se autorizó  en estricto cumplimiento de los términos y medidas de mitigación identificadas en los estudios correspondientes; considerando que las comunidades están comprendidas en la Reserva de la Biosfera El Vizcaíno, las obras deberán realizarse en coordinación con las autoridades de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, cuidando que las condiciones del sitio se mantengan con los cambios e impactos mínimos al ambiente, pero que a la vez, mejoren las condiciones de calidad de vida para todos los habitantes del Estado.

¡Comparte!

* * *