Por favorecer los contratos “blancos o de protección” para que empresarios mantengan a los trabajadores bajo control

Buscan expulsar a la CROC de la Central Sindical Internacional
 Isaías González Cuevas.
La Central Sindical Internacional (CSI) analiza la posibilidad de expulsar a la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), encabezada por Isaías González Cuevas.

Los Cabos, Baja California Sur.-  La Central Sindical Internacional (CSI) analiza la posibilidad de expulsar a la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), encabezada por Isaías González Cuevas tras los señalamientos de que la central obrera mexicana de filiación priista promueve los “contratos de protección”.

Como balde de agua fría cayó esta noticia en la CROC, y no es para menos, la Central Sindical Internacional representa 166 millones de afiliados en 156 países diferentes, entre ellos México.

Así,  la organización laborista bajó la dirección del senador priista y próximo diputado federal plurinominal, luego de la acusación de propagar contratos de proteccion, podría quedar fuera de la CSI en diciembre, mes en el que tomarán la decisión.

A la CSI, encabezada desde el 2014 por su Presidente, João Antonio Felicio, quien cuenta con el logro, en su natal São Paulo de encabezar la huelga más larga de la historia en dicha región que  duró 82 días tras los cuales consiguió para sus agremiados un aumento del 126%, no le temblará la mano para desconocer a la CROC. Y es que para la CSI, el Sindicato encabezado por Isaias Gonzalez está más del lado de los empresarios que de los mismos agremiados, esto, con la aparición de contratos “blancos o de protección”.

De acuerdo con el abogado laboral Arturo Alcalde Justiniani, representante del sindicalismo independiente, en entrevista señaló “este hecho se da después de que, a nivel internacional, habían solicitado a las centrales obreras de México salir de las filas de la Central Sindical de las Américas (CSA), en donde han llegado infinidad de quejas por la aparición de contratos blancos o de protección que establecen con los empresarios para mantener a los trabajadores bajo un control, pero además porque faltaron a los estatutos”.

“La CROC nunca estuvo cómoda dentro de la CSA porque día a día se fue conociendo el papel real que ha jugado en el sindicalismo mexicano, sus profundos vicios, simulaciones y en particular, su práctica de firmar contratos colectivos de trabajo a espaldas de los trabajadores”, explicó.

Asimismo, se suma el hecho de que la CROC encabezada por Isaías González, buscó crear la Alternativa Democrática Sindical de las Américas (ADS) en México, con el fin de dividir la fuerza de la Central Sindical de las Américas (CSA), esta última el brazo oficial de la Central Sindical Internacional (CSI).

Alternativa Democrática Sindical de las Américas (ADS) nace para trabajar en paralelo de Central Sindical de las Américas (CSA) y en contra de la actividad realizada por la CSI. Actualmente cuenta con países como El Salvador, Cuba, Panamá, Colombia, Venezuela, Ecuador y ahora México.

Ante todo lo anterior es difícil el panorama que se vislumbra para la CROC, pues puede ser desconocida por la Central Sindical Internacional, quien tiene ya dos sindicatos en México registrados: el Consejo Nacional de los Trabajadores (CNT) y la Union Nacional de Trabajadores (UNT), lo que dejaría a México sin representación sindical internacional.

¡Comparte!

* * *